¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Página 3 de 4. Precedente  1, 2, 3, 4  Siguiente

Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por YuzuChii el Lun Dic 19, 2011 4:36 pm

He aquí el capi 16...

Me he tardado, pero por lo visto no dispongo de mucho tiempo en la PC en vacaciones, gomen, este fic lo terminaré a más tardar el día viernes de esta semana...

Capítulo 16

No recuerdo haber estado tan angustiado como en esos momentos, es más a la fecha creo que por no saber nada pienso que estaba así de angustiado y preocupado, el viaje en ambulancia de esa escuela hasta el hospital se me hizo eterno, jamás había deseado tanto que el tiempo corriese más deprisa, tenía miedo.

Al llegar a ese lugar Tegoshi fue ingresado y me pidieron los números y contactos familiares de mi novio, los di, no quería que se demoraran más en atenderlo y saber que rayos le pasaba a esa persona tan importante para mí.

Estuve en ese hospital esperando que algo pasara, que me llamaran para decirme ‘Tegoshi-san esta bien’ o que llegasen mis amigos, o que llegase la familia de Tegoshi, todo eso ocurrió, pero no en el orden que hubiese querido.

Llegaron mis amigos, Akanishi y Yamashita estaban preocupados, y Nakamaru y Ueda no salían de su asombro cuando les comuniqué todo lo que había pasado, me preguntaron si no sabía de algún antecedente… Yo no sabía nada.

Estuvimos tres horas esperando, cualquier cosa, una señal, una llegada de alguien, noticias, ya sean buenas o malas, sólo sé que las estábamos esperando. Pronto llegaron al hospital dos mujeres, una joven y otra ya grande, no tanto pero daba la apariencia de que bien podría ser madre de la joven.

Ambas estaban muy preocupadas, se les notaba en la cara, yo las miré, algo debieron notar en mi que las hizo ir hacia a mí, Yo trataba de no verlas, si estaban en ese lugar quería decir que seguramente tenían a alguien importante en ese lugar, nunca es muy bueno saber eso.

Las dos mujeres se sentaron a lado mío en silencio, mis amigos no estaban, ellos estaban hambrientos y les yo les había dicho que se fuesen a comer a algún lado, no era bueno que por mi culpa estuviesen ahí, me hicieron caso, yo estaba ahí, en esa sala de espera junto con esas dos mujeres, en un absoluto silencio, era algo raro pero así era, yo no me sentía incomodo, siempre había estado en silencio y sólo, nada más que nunca preocupado de esa manera por alguien.

Sin embargo para ellas dos ese silencio si que les llegó a parecer muy incomodo. Fue la más joven la que se cambio de lugar para sentarse junto a mí, quedando yo en medio de esas dos.

-¿Tú que haces aquí?

Me tomó por sorpresa, tenía una melodiosa voz, la volteé a ver y era hermosa, debía tener entre mi edad y la de Tegoshi, o es más tal vez y un poco más pequeña, no lo sé, nunca he sido bueno calculando edades, sólo sé que ella me hablaba a mí.

-Espero

-¿A quién? Es un sito raro para una cita ¿No te parece?

-No estoy aquí por una cita… aunque mi pareja…

Se quedó en silencio, estaba dudando de decir algo más, yo no le quería contestar, seguramente ella no entendería lo que me pasa.

-¿Tú eres Masuda-san?

Me sorprendí tanto que casi me caigo de mi asiento, molestando a la que creía era madre de la chica, ella sólo me dedicó una pequeña sonrisa.

-Bien, creo que he acertado.

La chica volteó a ver a la señora. Y esta le sonrió, yo no entendía nada.

-Un gusto conocerte, me llamo Maki, soy prima de Tegoshi, y esta señora que esta aquí es su madre.

Ahora si me caí del susto.

No es normal que lleguen dos personas, tu estés en tus propios asuntos y llegue alguien y te dice ‘¿Sabes?, soy un familiar de tu amigo’, ella debió notarlo y se disculpó, me sonrió nuevamente y esta vez me ayudó a levantarme.

Me contó entonces que ella y su tía, había ido ahí en cuanto recibieron el telegrama del hospital, que de milagro había podido venir en un vuelo… lo cual me sorprendió, por mucho… ¿Qué tan probable es que salga un avión justo cuando más lo necesitas?, además ¿Eso no es aparte, demasiado caro?, pero no le di importancia, yo hubiese pagado millones si los tuviera por ir a ver a Tegoshi, aunque yo tuviese que darle la vuelta a todo el mundo. Pero eso no dejaba de ser muy extraño.

Akanishi y los demás regresaron, yo me encargué de presentarlos, al parecer ya sólo faltaba que me dijeran ‘Tegoshi ya esta bien’. Pero eso no sucedió.

A eran las diez de la noche y nada, no tenía hambre, no tenía sueño, no tenía nada más que preocupación y angustia por mi pobre Tegoshi ¿qué podría tener que sea tan grave y malo?, No lo sé, pero así era, el segundero avanzaba ahora con mucha lentitud, mis amigos tenían ya sueño, los mandé a dormir y no quisieron hasta saber algo de Tegoshi, lo que dijo Maki me calló como un balde de agua fría:

-Mejor váyanse, es muy posible que Tegoshi no salga hasta mañana o hasta dentro de una semana.

No le quise creer, Ella tenía menos tiempo que yo en el hospital, además yo había estado todo el tiempo ahí, ¿Cómo ella podía saber semejante cosa? No tenía lógica, pero al parecer los chicos la obedecieron, ellos si se fueron, yo no podía, si no podía estar tranquilo estando tan cerca de él ¿Cómo podría estar en el dormitorio tranquilo, cuando ya me he acostumbrado tanto a su presencia?

Me quedé ahí un rato más, pensé en la posibilidad de que los médicos ya habrían solucionado el problema y no nos querían decir, pero recordando el comentario de la prima de mi novio, descarté la idea, ojalá no hubiese hecho aquello, pues la siguiente idea me aterró.

Tal vez Tegoshi había muerto y no nos habían querido decir… Traté con todas mis fuerzas de descartar esa idea tan loca, cruel pero tal vez verdadera de mi mente, traté de concentrarme en cosas como el concurso de fotografía, Tegoshi había anotado el tema de mi fotografía, y yo no había logrado pensar bien en ello.

Pero fue inútil, no pude pensar claramente en eso, traté entonces de pensar en la carrera de hoy que gané, parce haber pasado mucho tiempo desde aquello, pero... recordé que fue gracias a Tegoshi que yo me uní al equipo y que también fue gracias a él que pude ganar.

Pensé entonces en la última película que vi, mala idea, la última que vi fue con Tegoshi, y bueno había sido una extraordinaria experiencia aquello, sin embargo eso me hacía recordar que ese chico tan especial para mi estaba enfermo y no sabía de qué.

Traté entonces de analizar a las dos mujeres que estaban conmigo, las dos aunque una mucho más grande que la otra, eran muy guapas, y tenían un aura amable, eran pacientes… pareciera que ellas supieran que nada malo iba a pasar… o que ya estaban preparadas para aquello.

Cuando estas con alguien enfermo, bueno más bien cuando esperas noticias de alguien enfermo estas ansioso esperando buenas noticias, ver al doctor cansado pero con una sonrisa de satisfacción diciendo ‘Ahora todo esta bien’, eso lo esperaría cualquiera, sin embargo mientras tanto tu expresión y sentimientos deben ser un lío. Al menos eso es lo normal.

Esas dos no decían ni una palabra, estaban sentadas casi sin moverse, no parecían ni la mitad de angustiadas que yo, aunque cada quien es un mundo distinto.

El estomago de Maki-san sonó y se ofreció a ir a por alimentos para los tres, le pedí algo sencillo y la madre también, ella aseguró no tardar, sus pasos se escucharon alejándose, cada vez más débiles hasta hacerse inaudibles, la señora seguí con su misma expresión, vio su manos para confirmar la hora, yo lo hice poco tiempo después que ella, eran ya las once y media de la noche, y seguíamos sin saber nada.

El silencio reinó unos momentos más, hasta que unos pasos se acercaban, tenían cierto ritmo, se hacían cada vez más fuertes, era Maki la que regresaba con una bolsa de una tienda cercana de las que están abiertas las 24 horas del día.

Nos repartió un jugo y unas tortas sencillas a cada uno, cuando le iba a pagar, se negó, diciendo que estaríamos tanto tiempo ahí que ya habrá turnos de pagarnos la comida, eso me volvió a helar la sangre.

No sé cuanto tiempo pasó, pero al fin un doctor salió pronunciando:

-¿Familiares de Tegoshi-san?

Me levanté y acerqué más rápido que ellas.

-Por ahora esta estable, duerme bien desde hace unas dos horas, no los habíamos llamado para aseguraros de su estado.

-¿Qué le pasó? –Dije, el doctor me miró asombrado, la señora bajó la mirada y Maki-san cambió su expresión.

-No me sorprende que Yuya no te haya dicho –Era la señora. ¿Qué rayos le pasaba a Tegoshi?
avatar
YuzuChii

Mensajes : 185
Fecha de inscripción : 05/09/2011
Edad : 22
Localización : MassuLandia, peleandome con Tego por abrazar a Massu

Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/xTMNAix

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por YuzuChii el Lun Dic 19, 2011 8:44 pm

No me he tardado casi nada ¿Quién les acutaliza así de rápido? ewé~! espero que les guste!

Capítulo 17

Es verdad, Tegoshi nunca me ha dicho que tiene, porque sufre, que me oculta, si hemos estado aquí por tanto tiempo no puede ser algo normal, pero yo nunca supe de nada de nada, tal vez porque nunca pregunté, tal vez porque el tampoco nunca me quiso decir.

El doctor miró a la amble señora y a la prima de Tegoshi, como diciéndoles ‘¿Si le digo lo que pasa?’ pero ellas callaron, el doctor se quedó como tonto al igual que yo esperando una respuesta, hasta que la que emitió sonido fue Maki-san.

-Creo que eso es mejor que se lo diga Yuya personalmente

-Estoy de acuerdo –Dijo la señora.

El doctor entonces preguntó y consultó unas cosas con la señora, después tras sentirme fríamente excluido el doctor se dirigió finalmente a mí:

-Ellas han decidido que usted pasará a hacerle compañía al joven Tegoshi-san, ¿Esta de acuerdo?

Mi respuesta fue actuada, poniéndome en posición para seguir al doctor, a donde quiera que Tegoshi estuviera, las dos mujeres me sonrieron y me dijeron ‘Se fuerte’, aunque no entendí porque lo dijeron les sonreí tomando en cuenta su consejo.

Quizás lo dijeron para que no me impacte ver a Tegoshi como sea que estuviese, me preparé mentalmente con imágenes desgarradoras para poder sopesarlo todo.

El doctor parecía dirigirme por un verdadero laberinto, pensé que yo mismo nunca podría regresar sin perderme unas cinco o seis veces, jamás pensé en ese momento que ese camino recorrería a diario por mucho tiempo.

Llegamos por fin a una habitación, era una privada, lo cual me sorprendió pues normalmente esas habitaciones son para gente muy ‘especial’, eso también me estremeció ¿Qué tenía Tegoshi?

El estaba durmiendo plácidamente, era ya media noche, el doctor me dijo que lo cuidara y lo llamase si había algo extraño. Claro que yo lo iba a cuidar, era mi novio y no quería verlo enfermo.

Dormido parecía un verdadero ángel, me sonrojé de tan sólo verlo ahí, tomé una silla y la coloqué a lado de la cama, tomé la mano que no tenía conectada el suero y la apreté ligeramente, viéndolo, estábamos en silencio, sólo se oía el sonido producido por nuestra respiraciones, las de el más débiles que las mías.

Ignoro cuanto tiempo estuvimos así, para mi fueron segundos, pero pudieron haber sido horas, el sólo tenerlo a mi lado era suficiente, en los momentos en que pensaba cuando iba a despertar logré escuchar algo de sus labios, no identifiqué que dijo, sólo recuerdo que me acerqué más a él, quería verlo abriendo sus ojos, quería verlo sonreír, pero más que nada quería verlo con vida, que me dijera que estaba bien, aunque yo sabía que no, quería escuchar su voz, ver la luz de sus ojos, pero pasó un rato hasta que el dijo otra cosa, esta vez si lo escuché dijo :’Massu’, no pude más que acercarme a él con cuidado.

-Massu… ¿Dónde estamos?

-Estamos en el hospital

De nuevo silencio, no sé si se durmió o reflexionaba, ya después pareció tomar fuerzas y se sentó en la cama, notó poco a poco donde estábamos y que él era el enfermo, no se sorprendió ni la mitad de lo que esperaba al verse picoteado por distintas agujas y una que otra venda.

-Ya veo, ¿Desde cuándo?

Consulté mi celular, eran las diez de la mañana del día siguiente.

-Ayer cómo a las tres de la tarde.

-¿Sólo un día? Eso es bueno

No comprendí eso, el tono de su voz era triste, parecía como si esto fuera de lo más común en su vida, debió notar mi cara de confusión y trató de sonreír, no pudo por mucho tiempo, dio un largo suspiro y continúo.

-Creo que me toca explicarte muchas cosas.

Lo miré confundido, el sólo me volteó a ver y preguntó por su familia:

-Me lo esperaba, mi madre supongo sabía que esto pasaría algún día, y mi prima… bueno supongo que ella también lo sabía.

-¿Me estas ocultando algo?

-Si

-¿Quieres decírmelo?

-No…

-…

-Pero por tu bien debo decirlo.

Quedamos en silencio, no sabía que rayos quería decirme Tegoshi, para mí el solo verlo consiente y medianamente bien me era suficiente, pero los comentarios de su prima, lo que dijo el médico, y lo que él me estaba diciendo simplemente me hacían temblar de miedo.

-Massu antes que nada, siéntete libre de irte y de odiarme cuando lo sepas.

-No podría hacer eso…

-Eso dices ahora…

Estaba por decir algo más y en eso entró un doctor practicante, yo lo conocía, lo había visto el día anterior, pero con alguien más, no podía recordar su nombre… Pero él si recordaba el mío.

Parecía que iba a hacer un análisis de rutina hasta que se percató de quien era yo, en eso sólo dijo:

-¡Masuda-san!

Tegoshi se espantó ante tal reacción, yo simplemente traté de recordar su nombre.

-No te molestes en recordar mi nombre, a fin de cuentas esa ocasión no me presenté, soy Tanaka Koki, iba acompañando a un ‘fan’ tuyo en esa ocasión, estudio medicina y estoy haciendo prácticas aquí…

Fue ahí cuando se dio cuenta de Tegoshi, de su estado y de mi expresión, cambió sus facciones para hora tomar una aura seria y hasta cierto punto preocupada, yo sólo bajé mi mirada, Tegoshi en cambió sonrió y dijo ‘¡Estoy bien!, sólo tuve un problema ayer’.

Tanaka-san se dio por bien servido con esa información y se fue, otra vez quedamos solos.

-¿No crees que debió revisarte?

-Es posible, -me sonrió- pero primero quiero que tu sepas algo importante.

-¿Qué es tan importante?, estoy seguro que puede ser después de que Tanaka-san o alguien más…

-¡No!

-¿Eh?

-Massu, esto es algo grave y serio, no debo tomarlo a la ligera como ya he hecho, debí decirlo antes, pero supongo que por miedo no lo hice, hay mucha gente prejuiciosa hoy en día, además…

-Además… ¿Qué? No me confundas más.

-Me enamoré de ti.

-Eso ya lo sabía.

-Lo sé, por esa misma razón ahora debo decírtelo, aunque puede que me duela más seré feliz de que me hayas amado.

-¡Por lo qué más quieras ya dime!

El bajó su mirada, no se que tanto se decía a sí mismo pero era algo importante, lo qué el me quisiese decir era tan importante como para esperar que su chequeo medico esperase, el tenía miedo, lo había dicho, el tenía que decirme algo, pero ¿Qué cosa?, ¿Qué podía ser más importante que su salud?

-Massu… yo…

-Dime

-Tengo SIDA desde hace seis años.
avatar
YuzuChii

Mensajes : 185
Fecha de inscripción : 05/09/2011
Edad : 22
Localización : MassuLandia, peleandome con Tego por abrazar a Massu

Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/xTMNAix

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por Kashi el Lun Dic 19, 2011 9:57 pm

Yuzu Yuzu primero mi dolor al dejarme el primer capítulo a medias, yo quería saber es mi culpa, wow que la historia es tan triste, lo supionía, esos síntomas, no soy doctora pero los conozco pero aun así me he impactado ;OOO; cómo reaccionará Buta? Es que es muy triste que su persona especial ;OOOOOO; Yuzu quiero llorar.! Me esperaba que algo así pasaría y congrats.! Has logrado que a pesar de que lo sé aun así me haya sorprendido.! Ya viene la conti y la espero ;OOO;
avatar
Kashi

Mensajes : 185
Fecha de inscripción : 15/08/2011
Localización : Johnny's Land [acosando a Goseki con Koyama]

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por YuzuChii el Lun Dic 19, 2011 10:24 pm

GRacias Kashi, amo leer coments *-* aquí la conti pero no me amten por favor

Capítulo 18

*Especial KoKame*

~Koki~


Si alguien andaba en esa zona tan peligrosa del hospital y de tan alto nivel en gravedad no puede se bueno, estudio medicina con la especialidad en inmunología, así es yo trato a la gente con SIDA, esas habitaciones son sólo para gente con ese problema, verlos ahí no ha sido bueno.

Tegoshi sabe que no me engañó, pero al parecer Masuda no sabía nada, bueno el tiene una cara muy expresiva, casi se puede decir que todas sus emociones las trae escritas claramente en la cara, por eso los dejé solos, mi celular suena…

-¿Bueno?

-¡Koki!

-¿Qué sucede?

-Es que... quería felicitar a Masuda-senpai por haber ganado ayer pero... ¡No vino!, ¿Crees que tenga algo?

Kamenashi es mi novio desde hace ya dos meses completos, me llama siempre por cualquier cosa, quiero pensar que me ama a su manera, pero a veces lo que dice me puede sacar de quicio sin que el se de cuenta.

-¿Me hablas para decirme de tu preocupación por ‘Masuda-senpai’?

-Eh… si.

-Kame…

-¿Qué?

-¡Estoy trabajando!

Se quedó en silencio, a menudo olvida eso, pero bueno si no fuer así quizás yo no le querría tanto.

-Sin embargo, yo si sé donde esta tu ‘senpai’.

-¿Eh?

-Algo no esta bien con él, bueno en si con él estaba todo bien, pero con... necesito verte para decirte el asunto es delicado como para decirte por teléfono, trae si puedes a los amigos de Masuda, quizás ellos también deban venir… aunque tal vez ya saben, bueno si ves que salen en grupo úneteles, vendrán al hospital de siempre.

-Koki no te entiendo nada.

-Sólo ven aquí en cuanto puedas.

Aceptó lo que dije confuso y colgó, entré esta vez con otros pacientes, los revisé, todo era rutinario, los mismos problemas, los mismo signos vitales, pero no las mismas esperanzas, era un tanto deprimente mi carrera, ver a la gente contraer una enfermedad y no puedes hacer mucho por ellos más que rezagar el avance, pues el que mueran es inevitable.

Pero mi trabajo consiste en tratar de ayudarlos y hacer que sobrevivan para poder lograr una posible cura, ha sido un trabajo de años, pero por eso mismo no se debe perder la esperanza de una cura.

Como actualmente sólo soy un practicante y aprendiz no puedo más que observar en muchos casos, pero trato de hacerlo lo mejor que puedo, quiero aprender y ser una gran persona en la que los demás puedan confiar y esperar algo bueno.

El tiempo vuela cuando estas ocupado haciendo algo que te gusta, no me di cuenta de cuando alguien ya gritaba mi nombre desde el micrófono, Kame era muy impulsivo, aunque la señorita enfermera es al que me tiene que llamar el siempre que viene toma el micrófono y me llama el mismo diciendo ‘Koki, ¡Ya estoy aquí!’ lo dice así porque más de una vez se ha perdido en este lugar, que a decir verdad parece laberinto por lo grande que es.

Al llegar donde siempre me esperaba, no estaba sólo estaba con los que yo creo eran amigos de Masuda y aquel chico del cual no recuerdo el nombre, todos salvo Kame mostraban un aura muy triste y preocupada, me dio pena por ellos, seguramente ellos no sabían nada, al igual que

Masuda en su momento, no me conocían claro está y fue Kame quien nos hizo el favor de presentarnos, cómo sea ese chico era social, no me sorprendió cuando me dijo todos los nombres y carreras de cada uno. Sin embargo ese no era para nada el asunto de su estancia ahí.

-¿Dónde están? –Me preguntaron.

-No pueden pasar a verlos –Dije, y era verdad sólo una persona podía estar ahí.

-¿Cómo están? –Pregunto el que creo era Ueda-san

-No he revisado al enfermo, pero Masuda-san esta preocupado.

Kame se alarmó, el sabía mi especialidad para la que estudio y también el tipo de trabajo que tengo, a que me dedico y a quienes trato, no era difícil de deducir si lo analizas bien, sin embargo era alguien sensible y les dijo a los demás que no se preocuparan, que estaría todo bien si yo estaba ahí, obviamente sólo eran palabras de aliento, pero en varias ocasiones me había dado cuenta de que eso podía mover mundos.

Los demás asintieron pero no muy convencidos, creo que el que llamaba Nakamaru sacaba su celular, un mensaje, muy listo de su parte, lo dejé de ver y me iba ya, hasta que una mano me tocó sin avisarme, sabía de sobra quien era.

-¿Es hora del almuerzo no?

Eso sólo significaba que le urgía estar conmigo, y la verdad a mí también, era a fin de cuentas a quien quería.

Nos despedimos de los chicos, ellos estaban desganados pero yo no podía hacer mucho en mi actual condición. Así que sólo podía centrarme en Kame.

Nos dirigimos a la cafetería del hospital, algunos doctores y doctoras junto con enfermeras y demás personal ya sabían de nosotros y lo que era referente a nuestra relación, aunque si había miradas de asco también había comprensión.

Nos sentamos a comer, no necesitábamos palabras, el sabía ya que pasaba, yo no quería ser el primero en hablar…

-Koki…

-Dime

-¿Desde cuando Tegoshi…? ya sabes

-Hum, no estoy seguro, hoy en la mañana lo vi por primera vez aquí.

-Bueno…

Calló, yo no sabía ni que decir ni cómo actuar, sólo bueno no sabía ni que pensar.

-Koki

-Dime

-Vamos a ya sabes donde

-¿Eh? ¿Por qué? ¿Ahora? ¿Seguro?

-Hace ya una semana que no hacemos nada –Me decía provocadoramente, él sabía muy bien que ese tipo de cosas me prendían rápido y luego el se quejaba por no poder sentarse bien al día siguiente.

Yo no podía negarle nada.

Fuimos a nuestro ‘lugar’, lo empecé a besar con desesperación, y le me correspondía, estábamos contra la pared, yo me lo comía casi literalmente, y el parecía disfrutar de aquello, este chico había sido algo muy nuevo en mi vida, yo le adoraba, era todo para mí, gracias a él había hecho muchas cosa, había legado a complementar mi vida.

Le besaba, ya le comenzaba a quitar la camisa, su miembro se excitaba fácil, lo sentía ya, le acariciaba poco a poco su cabello y una de mis manos exploraba el ya conocido por mi, cuerpo de mi novio.

Le besaba, le acariciaba, lo sentía ya, el me quitaba ya mi bata... yo no ponía ninguna resistencia:

Entraron llamándome, una urgencia, me sentí terrible al saber que era la habitación de Tegoshi.

Capítulo 18

*Especial KoKame*

~Koki~

Si alguien andaba en esa zona tan peligrosa del hospital y de tan alto nivel en gravedad no puede se bueno, estudio medicina con la especialidad en inmunología, así es yo trato a la gente con SIDA, esas habitaciones son sólo para gente con ese problema, verlos ahí no ha sido bueno.

Tegoshi sabe que no me engañó, pero al parecer Masuda no sabía nada, bueno el tiene una cara muy expresiva, casi se puede decir que todas sus emociones las trae escritas claramente en la cara, por eso los dejé solos, mi celular suena…

-¿Bueno?

-¡Koki!

-¿Qué sucede?

-Es que... quería felicitar a Masuda-senpai por haber ganado ayer pero... ¡No vino!, ¿Crees que tenga algo?

Kamenashi es mi novio desde hace ya dos meses completos, me llama siempre por cualquier cosa, quiero pensar que me ama a su manera, pero a veces lo que dice me puede sacar de quicio sin que el se de cuenta.

-¿Me hablas para decirme de tu preocupación por ‘Masuda-senpai’?

-Eh… si.

-Kame…

-¿Qué?

-¡Estoy trabajando!

Se quedó en silencio, a menudo olvida eso, pero bueno si no fuer así quizás yo no le querría tanto.

-Sin embargo, yo si sé donde esta tu ‘senpai’.

-¿Eh?

-Algo no esta bien con él, bueno en si con él estaba todo bien, pero con... necesito verte para decirte el asunto es delicado como para decirte por teléfono, trae si puedes a los amigos de Masuda, quizás ellos también deban venir… aunque tal vez ya saben, bueno si ves que salen en grupo úneteles, vendrán al hospital de siempre.

-Koki no te entiendo nada.

-Sólo ven aquí en cuanto puedas.

Aceptó lo que dije confuso y colgó, entré esta vez con otros pacientes, los revisé, todo era rutinario, los mismos problemas, los mismo signos vitales, pero no las mismas esperanzas, era un tanto deprimente mi carrera, ver a la gente contraer una enfermedad y no puedes hacer mucho por ellos más que rezagar el avance, pues el que mueran es inevitable.

Pero mi trabajo consiste en tratar de ayudarlos y hacer que sobrevivan para poder lograr una posible cura, ha sido un trabajo de años, pero por eso mismo no se debe perder la esperanza de una cura.

Como actualmente sólo soy un practicante y aprendiz no puedo más que observar en muchos casos, pero trato de hacerlo lo mejor que puedo, quiero aprender y ser una gran persona en la que los demás puedan confiar y esperar algo bueno.

El tiempo vuela cuando estas ocupado haciendo algo que te gusta, no me di cuenta de cuando alguien ya gritaba mi nombre desde el micrófono, Kame era muy impulsivo, aunque la señorita enfermera es al que me tiene que llamar el siempre que viene toma el micrófono y me llama el mismo diciendo ‘Koki, ¡Ya estoy aquí!’ lo dice así porque más de una vez se ha perdido en este lugar, que a decir verdad parece laberinto por lo grande que es.

Al llegar donde siempre me esperaba, no estaba sólo estaba con los que yo creo eran amigos de Masuda y aquel chico del cual no recuerdo el nombre, todos salvo Kame mostraban un aura muy triste y preocupada, me dio pena por ellos, seguramente ellos no sabían nada, al igual que

Masuda en su momento, no me conocían claro está y fue Kame quien nos hizo el favor de presentarnos, cómo sea ese chico era social, no me sorprendió cuando me dijo todos los nombres y carreras de cada uno. Sin embargo ese no era para nada el asunto de su estancia ahí.

-¿Dónde están? –Me preguntaron.

-No pueden pasar a verlos –Dije, y era verdad sólo una persona podía estar ahí.

-¿Cómo están? –Pregunto el que creo era Ueda-san

-No he revisado al enfermo, pero Masuda-san esta preocupado.

Kame se alarmó, el sabía mi especialidad para la que estudio y también el tipo de trabajo que tengo, a que me dedico y a quienes trato, no era difícil de deducir si lo analizas bien, sin embargo era alguien sensible y les dijo a los demás que no se preocuparan, que estaría todo bien si yo estaba ahí, obviamente sólo eran palabras de aliento, pero en varias ocasiones me había dado cuenta de que eso podía mover mundos.

Los demás asintieron pero no muy convencidos, creo que el que llamaba Nakamaru sacaba su celular, un mensaje, muy listo de su parte, lo dejé de ver y me iba ya, hasta que una mano me tocó sin avisarme, sabía de sobra quien era.

-¿Es hora del almuerzo no?

Eso sólo significaba que le urgía estar conmigo, y la verdad a mí también, era a fin de cuentas a quien quería.

Nos despedimos de los chicos, ellos estaban desganados pero yo no podía hacer mucho en mi actual condición. Así que sólo podía centrarme en Kame.

Nos dirigimos a la cafetería del hospital, algunos doctores y doctoras junto con enfermeras y demás personal ya sabían de nosotros y lo que era referente a nuestra relación, aunque si había miradas de asco también había comprensión.

Nos sentamos a comer, no necesitábamos palabras, el sabía ya que pasaba, yo no quería ser el primero en hablar…

-Koki…

-Dime

-¿Desde cuando Tegoshi…? ya sabes

-Hum, no estoy seguro, hoy en la mañana lo vi por primera vez aquí.

-Bueno…

Calló, yo no sabía ni que decir ni cómo actuar, sólo bueno no sabía ni que pensar.

-Koki

-Dime

-Vamos a ya sabes donde

-¿Eh? ¿Por qué? ¿Ahora? ¿Seguro?

-Hace ya una semana que no hacemos nada –Me decía provocadoramente, él sabía muy bien que ese tipo de cosas me prendían rápido y luego el se quejaba por no poder sentarse bien al día siguiente.

Yo no podía negarle nada.

Fuimos a nuestro ‘lugar’, lo empecé a besar con desesperación, y le me correspondía, estábamos contra la pared, yo me lo comía casi literalmente, y el parecía disfrutar de aquello, este chico había sido algo muy nuevo en mi vida, yo le adoraba, era todo para mí, gracias a él había hecho muchas cosa, había legado a complementar mi vida.

Le besaba, ya le comenzaba a quitar la camisa, su miembro se excitaba fácil, lo sentía ya, le acariciaba poco a poco su cabello y una de mis manos exploraba el ya conocido por mi, cuerpo de mi novio.

Le besaba, le acariciaba, lo sentía ya, el me quitaba ya mi bata... yo no ponía ninguna resistencia:

Entraron llamándome, una urgencia, me sentí terrible al saber que era la habitación de Tegoshi.

avatar
YuzuChii

Mensajes : 185
Fecha de inscripción : 05/09/2011
Edad : 22
Localización : MassuLandia, peleandome con Tego por abrazar a Massu

Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/xTMNAix

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por YuzuChii el Mar Dic 20, 2011 5:55 pm

Mi anda ya aquí de nuevo ,ya el 19~! kya este será mi primer gran éxito (?)

no lo sé aquí capi~!

Capítulo 19

Se me heló el cuerpo completamente, jamás pensé que esto llegase a suceder, jamás pensé que Tegoshi, mi Tegoshi sufriera de eso, y más aún en silencio, no podía huir, estaba prácticamente paralizado de pies a cabeza, no lo podía asimilar, no lo quería aceptar debo admitir que yo era demasiado cobarde como para hacerle frente a la situación, yo simplemente no podría lidiar con eso, no podía estar ahí, no me lo permitía, Tegoshi en ese estado no era bueno, esa enfermedad es contagios ¿La tendré yo?, no imposible, nunca hubo fuente de contagio… Por que Tegoshi lo evitó por todos los medios que se presentaron.

Cobraba todo sentido al analizarlo, sus repentinos cambios de actitud, seguro eran porque yo iba a hacer algo que me podría dañar, algo que posiblemente me lastimaría sin darme cuenta, lo más claro era lo de los caballos y su sangre, se alborotó mucho pues ese es una fuente de contagio, no me paso nada a mí, yo no tenía ninguna herida abierta, estaba bien, pero si Tegoshi se preocupó tanto por mantenerme a salvo… ¿Yo qué debería hacer?, el nunca me lo dijo, ¿No confiaba en mí?, tal vez sí pero tenía miedo también, como dijo la gente prejuiciosa esta en cualquier parte… ¿Yo era alguien prejuicioso?.

Por primera vez lo miré, estaba en una posición aparentemente normal, pero no lo estaba, se que esperaba una respuesta de mi parte, yo estaba siendo injusto, pero él también debía decírmelo, era un verdadero problema.

-Puedes irte, no espero en realidad que te quedes aquí a sufrir conmigo, ya te he hecho daño, aunque no quería, fui egoísta, puedes irte para no verme más…

Se le quebró la voz, no podía hacer ni decir nada, seguía paralizado, tenía que… no sé, debía decir algo…

-Anda no esperes más, ¡Vete!, tu presencia es un tormento ¿Sabes?, si sigues aquí sin decir nada… ¡Sólo nos harás más daño a los dos!

¿Qué debía decirle? era un asunto muy delicado, y él estaba cada vez más débil, lloraría de un momento a otro, bajé mi vista, mi cuerpo seguía sin quererse mover para nada, me podía ir y no verlo nunca más, alguien tan cobarde y tonto como yo no le serviría, pero ¿Qué sería de mí? Yo ¿Puedo sobrevivir sin él? ¿Puedo en realidad vivir sin quien me abrió los ojos y me hizo vivir?, Lo volví a ver, cómo predije estaba ya llorando, llorando infelizmente, yo de impotente, esa combinación no era para nada buena.

-Yo no me pienso ir a ningún lado si no es contigo.

Las palabras salieron solas de mi boca, pero era lo único que se ocurría en aquel momento, era lo único que podía decir y de lo que estaba completamente seguro, para mí él era ya algo vital en mi, mi mundo se había movido gracias a él, no por otra cosa, sólo era él, él era mi razón, él era mi motivo, él era para mí, él me pertenecía así como yo le pertenecía a él, se esforzó en cuidarme de él mismo, se esforzó en sonreír cuando seguramente sufría mucho más que cualquiera, el dio todo de sí sólo para que yo estuviese bien y no sospechase nada de él, yo me habría aprovechado de él sin que me diese cuenta de la realidad en la que vivíamos, aunque era justo, él tampoco sabía nada de mi soledad, de que no tengo familia, de que ahora yo sólo dependo de él, porque yo no quise aceptar a ningún otro antes, porque yo de cobarde me perdía entre la gente siendo uno más sólo por miedo, gracias a él puedo sobresalir en muchas cosas, por que él me dio ese valor, jamás podría irme si no es con Tegoshi, yo no podría vivir.

-Massu… ¿Estas hablando en serio?

-Si

Al fin pude moverme, lo que hice fue abrazarlo, decirle mil veces ‘No llores’ ‘Estaré contigo’, el sólo me correspondía con sollozos y poniendo su cabeza en mi pecho, secaba sus lagrimas con mi sudadera azul cielo que traía desde el día anterior, ignoro cuanto tiempo permanecimos así, yo sólo le quería hacer saber que lo adoraba, que estaría con él el tiempo que quisiese que permanezca a su lado, que no dejaría que algo tan tonto como una enfermedad nos separase, yo sólo quería que supiese ello, seguía sollozando y yo lo protegía con mis brazos, no le apretaba mucho por temor a hacerle daño, pero le besaba el cabello, le acariciaba la espalda, y tratada de demostrarle mi afecto hacia a él. Este se cansó del abrazo y levantó su cara, ya no lloraba, estaba son una débil pero sincera sonrisa, ya sabía lo que él anhelaba.

Lo besé en los labios tímidamente, aún yo era inexperto en eso, pero aún así era agradable sentirlo, estaba cálido, nuestros labios parecían estar hechos el uno para el otro, los dos disfrutábamos mucho de esa situación, agradecía la habitación privada de este lugar, nadie era capaz de vernos y mucho menos de interrumpirnos, el beso se intensificó, ahora le besaba pero con un jugueteo de lenguas que poco a poco se conocían y gustaban, amaba en realidad la situación así, el me acariciaba la espalda y lo jugaba con su cabello, nos necesitábamos, en cierto modo a pesar de lo recién descubierto éramos felices de tenernos el uno al otro.

Pero nada es perfecto, nos separamos porque él me separó antes de que empezase a toser como desesperado. Pasó su tos, lo miré con una nota de tristeza, ‘Estoy bien’ fue lo que dijo, obviamente no lo estaba. Algo no estaba bien, él no había nacido con el problema, lo había adquirido, alguien lo había contagiado… pero ¿Cómo?

-Nee –Le dije – ¿Estas bien?

-Sólo es tos, no te preocupes.

-Me preocupo porque fue una tos lo que nos trajo aquí.

-Tienes razón, tranquilo, estoy bien sólo es la garganta, estará bien, ya me ha pasado antes, es cuestión de tiempo que ya no tosa con frecuencia.

Quedamos en silencio, yo estaba parado a lado de su cama como tonto, no sabía que se supone debía hacer ¿Llamar a los médicos?, ¿Abrazarlo y continuar nuestro beso, del cual disfrutaba como nadie?, o quizás debía solucionar la duda de cómo el se contagio, no dejaba de intrigarme, que alguien hubiese tocado a mi novio me aterraba…

-Dime una cosa –Le dije con expresión seria –Prométeme que me dirás todo los detalles

-¿Qué sucede?

-¿Cómo te sucedió esto? Tu te contagiaste ¿No es así? ¿Cómo? ¿Por qué? ¿Cuándo? ¿Dónde? ¿Quién?

-Tienes razón, me contagié.

-Entonces…

-Creo que por ser Massu debes saberlo todo, a fin de cuentas, actualmente eres a quien más quiero y quién más merece saberlo.

-Así que…

-Massu, siéntate porque te contaré una historia muy larga- Me senté en esa silla que yo mismo había dejado ahí y en la que pase l noche en vela esperando su despertar-, y puede que te impresiones mucho, pues yo no soy, o bueno no siempre he sido como actualmente soy, y bueno, esta historia por algo no te la había querido contar.

“Cuando yo tenía 13 años cursaba el primer año de la escuela media, era alguien ¿Cómo decirlo?, popular yo creo que es la palabra correcta, yo tenía una buena apariencia y bastantes amigos, mucha gente me rodeaba y me quería, de alguna manera a eso yo le llamaba ‘Felicidad’, obvio no lo era, sólo tenía todo materialmente, ya que nunca mi padre estaba en casa y mi madre se la vivía con sus amigas.

“Desde pequeño me gustó mucho el futbol, amaba y actualmente amo ese deporte, yo me autonombré el líder del equipo de la escuela, aunque había gente que lo merecía más que yo, pero supongo que por mi influencia en la escuela yo disponía de bastantes privilegios que no me costa presumir ante nadie, era alguien muy frívolo.

“Cómo mis padres nunca estaban en casa ya sea por trabajo o por diversión yo pasaba mucho tiempo sólo o en casa de mis ‘amigos’, salíamos a jugar muy seguido a los parques y canchas de futbol públicas, todo con el fin de mi sana diversión, nunca me preocupaba en realidad por mi tarea, o donde andarían mis padres, o que debía hacer.

“Vivía muy a mi gusto, me creía el rey del mundo, todo lo que quería lo obtenía al instante, jamás pensé que me arrepentiría de esas palabras, vivía en un mundo muy materialista.

“Ese día en que sucedió, un amigo mayor que yo al que nunca le gustó mi forma de vida llamado Keiichiro me invitó a su casa a comer para luego ir a jugar a la cancha de futbol que estaba muy cerca de su casa, acepté la invitación y le mandé un mensaje a mi madre vía celular avisándole del asunto, ella sólo puso su ya muy usual ‘OK’, a veces me frustraba que sólo diera esa respuesta, nunca hasta entonces había podido poner un ‘Cuídate’, o ‘Regresa temprano’, nada, sólo me daba permiso con ese ‘OK’, pero yo era feliz, así hacía lo que me diera la gana.

“Recuerdo que comimos una muy rica sopa de miso para iniciar –Keiichiro decía que su madre hacía a diario esa sopa, y de plato fuerte era un verdadero manjar, había muchos platillos, como si fuese de un bufete, acordarme de todo sería imposible, pero había arroz, Yakisoba, Ramen y otras cosas, fue verdaderamente exquisito, me sentí frustrado ya que mi madre nunca me cocinaba así, sólo me dejaba notas con ‘Calienta esto en el horno’ o me ordenaba comida rápida.

“Al terminar le dimos las gracias a su amable madre, esta le dijo a Keiichiro que no tardáramos mucho pues podría ser peligroso, le dio una bufanda pues era invierno y le beso la frente, era una madre muy amorosa, sentí celos, mi madre jamás era así conmigo.

“Ahora que lo pienso tal vez, Keiichiro quería mostrarme lo que era una familia.

“Encontramos a otros chicos de la escuela camino a la cancha, así que los invitamos a jugar, en total éramos 8, nos dividimos en dos equipos, Keiichiro estaba en mi equipo, fue un juego muy entretenido y divertido, muy emociónate que hasta olvidé los celos que le empecé a tener a Keiichiro, no me di cuenta de que oscureció muy rápido, un celular sonó justo antes de que yo pateara el balón para lograr un gol… recuerdo que me enojé.

“Era la madre de Keiichiro que ya estaba preocupada, le exigió que ya regresáramos, yo no quería irme todavía, estábamos en empate, pero como los demás ya estaban cansados y Keiichiro quería obedecer, recogieron sus chaquetas el balón, yo estaba molesto, nunca me ha gustado perder y menos por una llamada telefónica.

“Ellos se adelantaron, iban riendo y también preocupados por no haber hecho la tarea de matemáticas, pero a fin de cuentas, cuando ya casi llegábamos a una banqueta había un grupo de mujeres a las cuales no reconocí, pero los demás sí, eran siete mujeres en total, eran las madres de mis amigos que habían ido a buscarlos, pues estaba preocupadas, nuevamente me decepcioné al no ver a mi madre ahí.

“Me despedí de ellos con una sonrisa, yo tenía mis propios asuntos y tenía mejores cosa que una madre amorosa, o bueno eso pensaba en ese momento, no sabía lo que decía, ya había anochecido.

“En la escuela todo mundo me conocía, sabía que mi padre era dueño de un banco, que yo era alguien poderoso, quizás por eso yo fui su blanco, pero pienso ahora que nada más fue una coincidencia, si querían dinero pudo solo haberme secuestrado, él quería hacerme daño o entretenerse, no sé si era envidia o algo similar.

“Recuerdo bien su rostro y su nombre, creo que salió de prisión hace unos dos años, sus ojos nunca los olvidaré, y creo que el me recuerda perfectamente, era alguien de buen físico, con cara de ‘Yo no rompo ni un plato’, que parecía ser amable, era mayor que yo, él era ya de instituto, nunca me había dirigido la palabra antes

“-Te-go-shi-kun –Dijo siniestro.

“Yo volteé, en ese momento para mi no era ningún peligro.

“Se acercó a mí, era más algo que yo…

"-¿Taguchi-senpai?

“Estaba oscuro y creo que me golpeó hasta que yo quedase medio inconsciente, tenía frío, tenía miedo, llamé a mi madre muchas veces hasta que él me puso algo en la boca que no supe identificar, me besaba las espalda, me sujetaba con fuerza. No me di cuenta de que ya estaba sin mi pantalón y próximamente sin mi ropa interior.

“Cuando menos lo pensé sentí u fuerte dolor, no podía gritar, estaba débil y asustado y tenía la cosa esa inidentificable en mi boca, no podía hacer nada más que desear por que ya parara ese dolor.

“No recuerdo que pasó después, perdí el conocimiento, desperté en una cama de hospital, tenía golpes por todo el cuerpo y el trasero me dolía, recordé todo lo pasado, me puse a llorar.

Escuché todo con atención, no sabía quien era ese Taguchi-senpai pero ya lo odiaba.

-Poco después tras unos análisis se confirmó que yo tenía ya SIDA…

Todo lo que me contó fue tranquilo, supongo que lo aceptó hace mucho, pero a mí me enfureció.

-Esto tiene su lado bueno, mi madre y mi familia se volvió muy unida, ya me ponían más atención, de alguna manera mejoró mi vida…

Yo no quise aceptar eso, pero sí el lo veía así estaba bien… El calló dormido poco después, lo consideré normal y me quedé a su lado, pero me asusté, su presión bajaba terriblemente, llamé alarmado a una enfermera y esta posteriormente llamaba a un doctor

-Tegoshi…

avatar
YuzuChii

Mensajes : 185
Fecha de inscripción : 05/09/2011
Edad : 22
Localización : MassuLandia, peleandome con Tego por abrazar a Massu

Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/xTMNAix

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por z@b-€r el Mar Dic 20, 2011 7:31 pm

yuzu es hermoso, la reaccion de buta ñiaaaaaaa me hizo feliz,

pero taguchi hizo algo muy malo , y los amigo algo deben hacer ya ni me acordaba de ellos jajajajaj

estoy casi por llorar un monton, y de morir deshidratada,

ese especial kokame, casi me da un infarto, con el suspenso de "venia de la habitacion de tegoshi" y me kede picada, (si me gusta mentirme)

y kashi leyendo un tegomass vamos yuzu continua ehhh
avatar
z@b-€r

Mensajes : 88
Fecha de inscripción : 01/11/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por Kashi el Mar Dic 20, 2011 9:48 pm

No sé porque no comenté el anterior, sólo debo decir que Kame es un jodenge,!!! Mira que ponerse de caliente en una situación así.!!! Y luego Koki aguantándolo ¬3¬.!!!

Y sobre lo otro...

Massu~ me agradó la forma en que reaccionó pero tiene que estar alerta al contagio u.u pobrecito Tego.! Por un momento cuando leí por primera vez el nombre de ''Keiichiro'' pensé que pondrías a mi pastelito como el villano contagiador TTwTT incluso ya estaba afilando el machete para irte a buscar pero después ya vi que no y como fue el idiota de Taguchi que me cae mal entonces mejor para mí porque así puedo odiarlo por hijo de puta.!!!!!

Zab... sí, yo leere los Tegomasses que sea sólo para leer aunque sea medio capítulo de NishiKato.!!!!!!!
avatar
Kashi

Mensajes : 185
Fecha de inscripción : 15/08/2011
Localización : Johnny's Land [acosando a Goseki con Koyama]

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por z@b-€r el Mar Dic 20, 2011 10:06 pm

oyes nishikato y sales corriendo jajajajaja
avatar
z@b-€r

Mensajes : 88
Fecha de inscripción : 01/11/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por YuzuChii el Miér Dic 21, 2011 10:57 pm

Kashi *-* Zab *-*
Gracias por leer
este capi lindo~!! no sé igual hay metiches (?9*

Capítulo 20

*Especial MaruDa*

~Ueda~

Llevábamos ya mucho tiempo en el hospital, me sentía algo enfadado, yo había sido en gran parte culpable de que Masuda y Tegoshi se conocieran, yo mismo no sólo para molestar y hacer rabiar a Nakamaru ese día, yo también quería que se conociesen, había visto a Tegoshi muy solitario y Maru me había dicho que Masuda no hablaba con nadie, ese día lo logré, y también logré cariñosos besos de mi novio.

Nakamaru había mandado un mensaje a Masuda, y este no había dado respuestas ni con señales de humo, era preocupante, más aún porque ese chico se nos coló ya se fue con un doctor, estamos aquí seis personas, Nakamaru, Akanishi-senpai y Yamashita-senpai, más dos chicos que son del dormitorio de Tegoshi y Masuda, mi novio esta aturdido también.

Es desesperante estar aquí, y más aún sabiendo que eres un inútil, miro a Maru y el esta inexpresivo, me duele verlo así, me gustaría animarlo, pero yo estoy igual que él.

El tiempo parece ir más lento de lo acostumbrado, miro al pasillo, y alguien viene, mejor dicho son dos personas, un doctor y… ¿Masuda?, les avisó a los chicos y me toman delantera Akanishi, Nakamaru y creo el que se llama Shigeaki.

No alcancé a escuchar nada, pero la cara de Masuda decía mil cosas, bueno pero todas apuntaban a lo mismo; Tegoshi empeoraba cada vez más, me sentí mal por él, pero este nos explicó con una sonrisa tan falsa como que los unicornios existen que sólo estaba dormido, y que necesitaba ir al campus a visar, además de ducharse e ir a por ropa.

Nadie le creyó que estaba bien, pero todos le sonreímos, él tampoco se creía su mentira, pero era mejor no decir nada, Nakamaru y yo os ofrecimos a acompañarlo, era lo menos que podíamos hacer en semejante situación, los demás se quedaron diciéndonos que ellos nos llamarían si ocurría algo, salimos del hospital juntos en silencio, era algo incomodo, pero no podíamos hacer nada más, si decíamos o preguntábamos algo seguro no sería bueno, o haríamos sentir mal a Masuda, no creo que sea un tema muy bueno de conversación hablar del estado grave de salud de tu novio, sin embargo ¿Qué se puede hacer en esos casos? No existe un manual de que se supone debe hacer. El viaje al campus jamás se me hizo tan largo y pesado, pero llegamos bien, bueno eso queríamos pensar.

Fuimos directamente al edificio donde se haya su dormitorio, el silencio era cada vez más incomodo, subimos las escaleras, todo iba bien… hasta que Masuda se desmayó.

-¿Qué hacemos? –Dije.

-Pues llevarlo a su cuarto, debe estar cansado, te aseguro que no ha dormido por estar atento a Tegoshi…

-Es verdad –Diciendo esto Nakamaru ponía en su espalda a Masuda, subimos un par de escalones más, le tenía envidia a Masuda dormía tranquilo en la espalda de mi novio… ¡No!, tranquilo Tatsuya esta cansado y preocupado… no pasa nada.

Al llegar a su cuarto saqué las llaves del pantalón de Masuda, entramos y Nakamaru colocó a Masuda en una cama que no sé de quien era, pero lo hizo con cuidado y lo tapó con una manta, lo hizo con sumo cuidado y se dejo caer en la otra cama.

Lo observé todo y me enojé, no había motivo para ser tan atento con él, me fui a sentar en el piso, estaba todo muy limpio, así que no había problema.

Me hice el entretenido con una revista que andaba ahí, Nakamaru no sé que hacía, la revista era de moda, no pensé que ese tipo de revistas compraban, la ojeé desganado, no tenía otra cosa que hacer más que esperar que Masuda despertase.

Me acosté en el suelo, Nakamaru veía dormir a Masuda, su expresión no me gustó nada, le miré mal pero no me hizo caso alguno… ¡Total! Me voy, mucho que me ha de importar que lo mirase...

Me levanté y sacudí un poco, para nada en realidad pues no había ni mota de polvo en mí, le miro y Nakamaru sigue embobado, doy un golpe al piso para reclamar su atención, pero a penas y me hace caso.

-¿Qué sucede?

-Nada.

-¿Por qué has pegado al suelo? Puedes despertar a Masuda.

-Por nada –Digo en un tono desagradable para cualquiera.

-¿Qué te sucede?

-¡Nada!

-¿Algo te molesta?

-No es nada, me voy retirando, al parecer algo te importa más que yo ahora…

-¿Qué sucede conmigo? –Se paró de la cama, y me miro con esa mirada que me derrite -¿Celoso?

Me puse rojo, no estaba celoso o ¿Si?, no era posible, yo nunca me podría celoso de nadie, y menos aún sabiendo que Masuda estaba dormido y enamorado de Tegoshi, me volteé para que no me viese.

-Yo no estoy celoso.

-Claro que lo estas

-No

-Si que lo estas, odias ver que me preocupe por nadie que no seas tú, ¿Verdad?

Se acercó a mí y yo estaba parado como idiota viendo el piso, tenía un tono de voz seductor, sabía muy bien que eso me paralizaba mi cuerpo, muchas veces gracias a eso me podía poseer cuantas veces quisiera, ya sea en nuestro dormitorio, en algún salón o donde le entraran ganas, y bueno yo también lo disfrutaba.

Apenas y me di cuenta de cuando ya me estaba abrazando, iba a reclamar pero fue inútil. No pude, sus labios tocaron los míos, tenía gruesos y poderoso labios de los cuales yo era adicto, me callaba siempre que quería así, yo sólo podía ceder, no había más para mí, desde la primera vez que me besó supe que siempre sería así.

Lo abracé también y el cesó el beso, para darme uno en mi frente, cómo si fuese un niño, per a fin de cuentas me gustó.

-Confía en mí.

-¿Eh?

-Yo te amo sólo a ti

-…

-Jamás te engañaría con alguien, es más no creo poder enamorarme de alguien que no seas tu... Tat-chan…

-Yucci…

Me besaba de nuevo, ahora con su lengua, poderosa lengua, yo siempre caía ante ella. Lentamente nos dirigimos a la cama disponible, de algún modo yo quedé debajo, como siempre, pero siendo el no importaba, sé que no era el momento ni el lugar ni el tiempo, pero cuando te entra la calentura, te entra la calentura y lo necesitas.

Y yo necesitaba a mi Nakamaru. Pero nada es perfecto. Sonó un celular, el mío, lo quise aventar muy lejos y centrarme en mi Yucci, pero recordé lo que dijimos en el hospital… Contesté.

-¿Bueno?

-¿Por qué tardan tanto?

-¿Qué sucede?

-Tegoshi…

-Entiendo, vamos para allá de inmediato.

-Los esperamos…

-De acuerdo, Yamashita-senpai.

Colgué y vi a mi Yucci, su cara volvía ser la de preocupado.

-¿Debemos irnos verdad? –Dijo.

-Si, despertemos a Masuda y vámonos.



avatar
YuzuChii

Mensajes : 185
Fecha de inscripción : 05/09/2011
Edad : 22
Localización : MassuLandia, peleandome con Tego por abrazar a Massu

Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/xTMNAix

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por Kashi el Miér Dic 21, 2011 11:40 pm

A mi no me gusta el MaruDa pero lo leí porque estoy preocupada por la salud de Tego ;O;

Pero que ese Ueda es un tonto! Mira que ponerse celoso ¬3¬.!! Pesado.!! Mejor me llevo a mi Maru

Pero ya no vi si despiertan a Massu, pobrecito debe ser agotador para él u.u waaa ya se va a acabar el fic y ya no hay más NishiKato ;OOOOOOOOOOOO;
avatar
Kashi

Mensajes : 185
Fecha de inscripción : 15/08/2011
Localización : Johnny's Land [acosando a Goseki con Koyama]

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por YuzuChii el Jue Dic 22, 2011 8:35 pm

Por favor no me maten
AZT: Medicamenteo que traa el SIDA, es como la glucosa apra los diabeticos, la controla no lo cura.
C4D: nivel de ceclulas de inmunidad

Capítulo 21


Soñé que todo estaba bien, soñé que Tegoshi comía conmigo en un buen restaurante, soñé por tan sólo unos momentos que vivía tranquilo, sin problemas, soñé que todo era normal, obviamente era un truco de mi ente para escapar de la realidad que me había propuesto enfrentar, pero que no estaba seguro de poder afrontar.

Me despertaron de esa idea Nakamaru y Ueda, estaban con cara de preocupados y tal vez también un poco avergonzados de si mismos, me informaron que Yamashita-kun había llamado, en verdad me espanté ¿Qué podía haber pasado en el poco tiempo que sentía que me fui?, sólo habían sido unos momentos, no era posible que algo malo ocurriese, no … más bien era muy posible que muchas cosas salieran, el SIDA no mata, te debilita cobardemente para que llegue otra cosa y esa si te mate.

-Lávate la cara y cámbiate… -Me dijo Ueda.

-Pero… no hay tiempo…

-Estoy seguro de que no pasará nada en ese tiempo, venías a ducharte ¿no? –Nakamaru.

-Pero me dormí, perdí tiempo…

-¡Masuda! –Dijeron los dos.

-¿Qué?

-Esta bien que te preocupes por Tegoshi-san pero cuídate tu también, te dejamos dormir porque seguro pasaste la noche en vela ¿No es cierto?, eres alguien que tiene buen corazón, necesitas descansar, si Tegoshi supiera que no te cuidas por su culpa… ¿no crees que se sentiría triste?

Me quedé callado, Nakamaru dijo todo eso, también concordaba en que Tegoshi se preocuparía, concordaba en que me preocupaba mucho por él, pero… sólo eso podía hacer, tal vez Nakamaru ni Ueda lo entendían porque ellos no lo vivían directamente, pero… a fin de cuentas los obedecí… los obedecí porque no quería ver la cara de Tegoshi sintiéndose culpable, lo hice desganadamente, me quería ir ya, me cambie por otro conjunto deportivo, esta vez era de color azul marino, me enjuagué la cara me sentí fatal, tenía sueño todavía, pero y ano había tiempo.

En una mochila Ueda y Nakamaru metieron cosas de aseo personal, un poco de ropa y algunas revistas:

-No esperamos ni sabemos que las llegues a utilizar, es sólo prevención.-Dijeron juntos.

Les sonreí, eran buenos amigos, ellos no tenían la culpa ni necesidad de estar ahí, pero sin embargo ellos ahí estaban apoyándome, ellos también se habían hecho amigos de mi novio, y se los agradecía, tomé y me puse la mochila al hombro, les sonreí y salimos del cuarto a toda prisa, las escaleras las bajamos más rápido que nunca y pronto ya estábamos tomando el metro para llegar al hospital, la espera es eterna, y hartante, pero no hay remedio.

Al llegar vimos sólo a mis vecinos, Nishikido y Shigeaki, antes no me percaté de su presencia, supongo estaba cansado, cuando me vieron su expresión mejoró, pero seguía siendo mala, les pregunté por Yamashita y Akanishi, ellos se habían ido a comer:

-¡Tardaste! –Dijo mi vecino Nishikido.

-Lo… lo siento

-Ryo-chan, dale un respiro, se ve cansado –Era Shigeaki.

-¡Pero…!

-¡Ryo-chan! Estoy seguro que esta muy mal ahora, cállate y digámosle lo que nos dijeron sus familiares…
-¿Familiares?

-Tegoshi ha sido trasladado a otro hospital

Me caí de la impresión, me levantaron entre Shigeaki y Ueda, les pregunté varias cosas, no me supieron responder más que el nombre del hospital al que lo llevaron, no me di cuenta de que estaba llorando ya.

-¿Por qué se lo llevaron?

-Porque al parecer este hospital ya no cuenta con los recursos para atenderlo…

Las voces de los demás me parecían desvanecerse ¿Por qué?, me sentía fatal, pero no era el momento de entrar en depresión, les di las gracias y me dirigía salir de ese hospital inútil que no pudo ayudar… ahí sólo lo entretuvieron… no es más bien que yo no quiero aceptar que Tegoshi empeora cada vez más, estoy en la parada del edificio inútil en el que pasé la noche, espero un taxi, veo uno y le hago la parada, siento una mano en mi hombro, luego alguien abre la puerta y sube, me empujan para que yo también suba, luego dos personas más y una en frente, parecemos el auto sardina, pero sonrío, no estoy sólo a fin de cuentas, Nishikido que es el que va en frete da el nombre del hospital y le vi un brillo en los ojos del taxista, nos sacaría un buen dinero, estaba lejos, pero sinceramente o importaba, el viaje no se me hizo tan largo, tal vez por las sonrisas y algunos de los comentarios de mis amigos, les daba las gracias por eso.

Llegamos y Nakamaru pagó todo, no me quiso decir cuanto fue, tal vez esa era su forma de ayudar, no perdí tiempo y entre el lugar tan rápido como pude, era un hospital particular, muy bien equipado y moderno, costoso seguramente, pero si era ahí donde lo podían atender estaba perfecto, entre a la sala de espera, -muy distinta a la del otro hospital –estaba sumamente ansioso, miré por todos lados, buscando algo, no sé que pero buscando, vi a Maki-san, la prima de Tegoshi, le sonreí y ella a mí, corrí hacia a ella aunque casi me caía, ella me ayudó a parar.

-De verdad debe preocuparte ¿No es cierto?

Me contó que Tegoshi había tenido una hemorragia interna, no la había podido controlar y por eso mismo había sido trasladado, le miré, ella parecía simularlo todo muy rápido, no parecía afectarle mucho, la señora estaba sentada, inmóvil ¿También ya lo aceptaba?, yo simplemente no podía si quiera pensarlo. Me dejé caer en una silla a su lado, ella puso una mano en mi hombro:

-Estamos esperando que nos diga que ya tienen controlado todo, cuando eso pase… podrás ir a verlo, aguanta ¿Si?

Lo dijo de una manera tan dulce que sólo pude asentir, otra vez a esperar, no tenía hambre, no tenía ganas de nada más que de ver ya a Tegoshi, llegaron al fin mis amigos, estaban todos preocupados, Maki-san les contó todo porque yo no era capaz de emitir palabra alguna del asunto, me sentí mal conmigo mismo ¿Cómo puedo ser tan débil?, no lo sé… al poco rato llegó Akanishi y Yamashita, ellos estaban al tanto así que sólo me saludaron, empezaron a platicar entre ellos, Shigeaki-san y Nishikido-san desaparecieron un rato del lugar y luego regresaron, se les notaba cansados… pero no le di importancia, las horas pasaban, los chicos iban y venían, ellos no tenían que estar ahí, ¿Cuántas clases ya habrían perdido por esto?, bueno pero si les decía algo seguro se lo toman a mal.

Seguimos esperando, ya eran las ocho de la noche, vi a un doctor que se dirigía a la señora que estaba a mi lado, le dijo que por ahora estaba estable pero que tenía que hablar con quienes habían vivido con Tegoshi en un tiempo de cuatro meses antes de estos terribles acontecimientos, me señaló sin decir palabra, yo sólo me levanté y me acerqué, el doctor me hizo seña de que lo siguiera, así lo hice, me condujo por un laberinto, pero llegamos una habitación, supuse que era de Tegoshi, nuevamente era una privada, el hospital no quería contagios inesperados…
Entramos y Tegoshi estaba consiente, se alegró al verme, yo también le sonreí, el doctor cerró la puerta tras de sí, yo fui a lado de Tegoshi, sentirlo me hacía en verdad feliz, su débil sonrisa me alegraba de muchas maneras, pero el doctor estaba serio.

-Tegoshi-san… este chico…

-Es Takahisa Masuda, vive conmigo en la universidad, es mi novio.

Me sonrojé cuando me presentó, así, era alguien directo… Pero eso también me fascinaba de él, doctor dio un suspiro.

-¿Sabe de…?

-Esta enterado de todo.

-Ya veo… Masuda-san ¿Verdad? ¿Desde cuando sabe esto de Tegoshi-kun?

Noté el gesto de molestia de Tegoshi, ahora entendía porque odiaba tanto que le dijesen ‘Tegoshi-kun’, pero no le di mucha importancia, le tomé la mano y me senté en una silla que estaba a lado de la cama.

-Desde ayer.

El doctor miró algo enojado a Tegoshi, pero mi novio lo ignoró.

-¿Entonces no sabe de su tratamiento?

Tegoshi bajó la mirada, yo no entendía ¿El SIDA tiene tratamiento?, bueno sé lo básico, no estoy seguro de lo que sé pero… Tegoshi ¿Se trataba de verdad?, yo le miré, seguía con la cabeza baja, me estaba evitando.

-Yo…

-El no sabe ni que el SIDA tiene tratamiento, doctor –Era su voz, débil, algo tranquila pero no grata.

-Entiendo… -El doctor parecía ahora molesto –Sabe Masuda-san, estar con alguien con este virus es muy peligroso, usted sabe, el contagio… bueno cualquier cosa

-¿Es usted prejuicioso? ¿Por besarlo me contagiaré? Hasta yo sé que no, doctor, diga lo que quiera decir sin rodeos –Estaba francamente molesto, no era nadie para decirme si era seguro estar con él, dañaba a Tegoshi como nunca nadie lo había hecho, yo no podía permitir que si quiera le diera oportunidad de comentar algo que no debía.

-No se alarme, yo sólo digo…

-¿Qué quiere? –Dijo Tegoshi.

-Bueno no has seguido el tratamiento de AZT ¿Verdad?

¿AZT?, ¿Eso era medicina?, ¿De verdad servía de algo? Tegoshi no contestó, el doctor suspiró, pero yo no entendía… este tipo ya me caía mal, que mal inmunólogo, ¿así se llaman no?, los que tratan esta enfermedad debería ser más tranquilos con sus pacientes.

-¿Cuándo fue tu último análisis de C4D?

Tegoshi permanecía sin contestar, el doctor se impacientaba, apreté la mano de Tegoshi, no sé que cara tenía yo pero debía ser lo suficientemente mala como para que Tegoshi accediera levantar la vista y enfrentar al doctor, este se mantenía serio, yo no sabía que hacer, soy un cobarde.

-Dejé el tratamiento en cuando entré a la universidad, no quería vivir con esa cosa que ¡Sólo me da falsa esperanzas!, en cuanto a los análisis, tiene como unos ocho meses que hice los últimos, aquí es demasiado caro ese estudio… Además, yo no quiero preocupar a nadie, ya me cansé de tener esto, no quiero morir, pero ya no quiero sufrir.

-Yuya… -Susurré tan bajo que sólo yo me escuché.

-Pues, Tegoshi-kun le practicaremos los análisis, los necesitamos, tal vez sea demasiado tarde, necesito hablar con su madre también, ¿O este joven puede autorizar algún estudio?

-¡Claro! Taka-chan puede autorizar lo que se pueda

Me sorprendí, jamás me había llamado así, pero no me molestó, le sonreí como pude, era lo mínimo que podía hacer.

-Bien, sólo dígame… ¿Cuál fue el resultado de su último C4D?

-No quiero.

-¡No es cuestión de querer!

Tegoshi odiaba a ese doctor o le dolía hablar del tema, tal vez las dos, nuevamente le apreté la mano, quería darle confianza y valor.
-Fue de 200…

El doctor palideció y se fue, no se me hizo adecuado preguntar nada, sólo le dejé, se durmió y yo supongo que también, cuando alguien me despertó era una enfermera, me pedía que despertase a Tegoshi para que le sacase sangre, así lo hice, estaba de mejor humor y se le veía con más vida, platicamos por horas, de todo menos la situación actual, no saqué nunca el tema de conversación, ya investigaría más tarde.

Le llevaron la comida a Tegoshi y me invitó, no era muy rica pero como teníamos hambre se acabó rápido, sonreía como si estuviéramos en un día de campo, o de vacaciones, disfrutando de todo, amaba ver sus sonrisas, era como si se nos olvidara todo esto, pero al entrar una enfermera o escuchábamos algo por el altavoz del hospital regresábamos a la cruel realidad.

Fueron tres días así, yo permanecía con Tegoshi todo el tiempo posible, poco tiempo era el que pasaba con su madre o con los chicos, o con su prima, pues apenas se cumplían quince minutos y ya me quería a su lado, para mi era mejor.

Creía que tenía más fuerza, creía que estaba mejor que nunca, le besaba muy seguido, la frente, el cabello, los labios, todo lo que pudiese y cuanto pudiese, en el cuarto día me llamó el doctor tras haber terminado nuestro desayuno compartido.

-Masuda-san…

-¿Qué sucede?

-Tengo los resultados de Tegoshi-kun no son muy buenos.

-¿Qué quiere decir? –Me asusté, había estado bien en estos días... No podía tener nada grave ¿O sí? No era imposible.

-Es un milagro que siga vivo.

-¿Eh?

-Sus niveles rondan en 90, cualquier cosa lo mataría.

¿Cómo podía ser tan directo y frío?

-Además… -Continuó -¿Usted sabe que en realidad el SIDA no mata verdad? Debilita el cuerpo para que algo acabe con su vida…

-…

-Tegoshi-kun contrajo cáncer de sangre, tiene leucemia.



[i]
avatar
YuzuChii

Mensajes : 185
Fecha de inscripción : 05/09/2011
Edad : 22
Localización : MassuLandia, peleandome con Tego por abrazar a Massu

Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/xTMNAix

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por Kashi el Jue Dic 22, 2011 10:09 pm

Ya vengo a comentar aquí No sé nada de medicina y esas cosas, pero el doctor Koki debió ponerle más atención a Tegoshi que irse de caliente con Kame aunque claro, así va la historia y si Tegoshi tiene que morir morirá todo por el bien del fic pero me preocupa Massu, es que pobrecito si que está saldo, primero lo de su familia, su casa se derrumba ¿y ahora esto? Que se vaya a hacer una buena limpia ¬¬ ya quiero leer la conti Yuzu.! Ya falta poquito para el final
avatar
Kashi

Mensajes : 185
Fecha de inscripción : 15/08/2011
Localización : Johnny's Land [acosando a Goseki con Koyama]

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por YuzuChii el Jue Dic 22, 2011 10:55 pm

Beuno estoy ya casi en el final...
¿cómo dguste~!ecirlo es tan ... emocientne?
espeor les guste


Capítulo 22


No sé que me pasó esto obviamente jamás lo esperé, si sabía que se podía poner peor a cada momento, sabía que existía a posibilidad de que algo así llegase, simplemente ignoré tal cosa, no podía tatar de no aceptarlo, no podía con esa carga, simplemente imposible para mí, por mucho que quisiese, por mucho que deseara que no fuese así lo era, agradecía y maldecía al doctor por ser tan directo.

El médico se disponía a entrar a la habitación de la persona más importante para mi, seguramente le iba a decir todo, eso sería un shock, yo no podía permitirlo, de menos debía suavizarle la notica, prepararlo para eso… Detuve a doctor, este me miró con indiferencia, creo que yo estaba al borde del llanto… se compadeció conmigo, me dijo que esperaría diez minutos no más, que tenía cosas que hacer, se lo agradecí como pude y entré a la habitación Tegoshi sonreía…

-Yuya…

-¡Taka-chan!

Fui a reunirme en un ligero beso con él, no pude mucho, derramé una lágrima que él seguro vio pero ignoró, le abracé, quería estar así siempre con él, protegiéndole, haciéndole saber lo mucho que le apreciaba y que lo apoyaría y estaría con él pase lo que pase. El debió sentirlo así, bueno eso quería que sintiese, que de verdad yo...

-Te amo

Yo lo dije, el se paralizó, era la primera vez que le decía eso, era la primera vez que me armaba de valor para decírselo, el tampoco nunca lo había dicho, pero yo lo sentía de verdad, tenía miedo de perderle, y eso era casi ya un hecho, no quería, quería aferrarme a su cuerpo, mantener su alama conmigo, quería mantener esa sonrisa, es perfume, esa sensación de querer a mi lado, era egoísta, pero yo quería que fuese así, de verdad lo anhelaba, de verdad quería estar siempre con él, debió sentir que algo no iba bien, tan persuasivo, o ¿Es que él mismo ya lo sabía?, no lo sé, tal vez sí, tal vez no, tal vez el creía que iba a mejorar.

-Taka-chan… ¿por qué escoges este lugar y momento?

-Porque puede que no haya otro lugar… -Lo dije para mi, no creo que me haya escuchado –Porque es lo que siento –Ya dije con voz más alta y audible.

El me abrazó con un poco más de fuerza, era muy débil ¿cómo pudo ser así de rápido? Hacía tan sólo unos días éramos tan felices, hace tan sólo unos días éramos tan despreocupados, hace tan sólo unos días que yo era un ignorante, me sentí culpable, tenía que hablarle, explicarle, él no era un niño, lo sé pero si era una persona con sentimientos y emociones, no era su culpa, el no debió estar enfermo, el no debió… pero tal vez por eso nos conocimos, no se ni lo que pienso, no sé lo que pasa por su mente, quiero decirle algo pero como siempre estoy de cobarde e inútil y no digo nada, sólo estoy ahí parado, esperando que el tiempo pase, esperando alguna señal, debo decirlo, por su bien y por mi bien, por él, porque no quiero que ese doctor lo deprima como lo hizo conmigo, yo debía tratar de ser fuerte, yo era más amable, yo debía de serlo, tenía que sacar esas palabras de mi boca de una vez…

-Yuya, dime… ¿Por qué no te medicaste?

-No quiero vivir de falsa esperanzas.

-Pero… ¿No te matas lentamente así? ¿No quieres vivir más?

-No es eso

-¿Entonces qué es?

-Yo tomé medicamentos, me cuidé, quería cumplir varias cosas antes de... ya sabes, desde que contraje esta enfermedad yo… me mentalicé que no viviría mucho, que yo no podría terminar una carrera universitaria y ejercerla, de que nunca me casaría ni tendría hijos, -me miró y rio un poco –Bueno tampoco sabía que te conocería y que de ti me enamoraría, pero ese no es el punto, yo imaginé que no viviría…

-Yuya –Se me quebraba la voz.

-Lo que quería cumplir lo cumplí, terminar el instituto, ingresar a la universidad, conocer mucha gente, enamorarme y ser correspondido, compartir una habitación y tener vida de universitario son verdaderos deseos hechos realidad, yo lo cumplí…

-Pero…

-Cuando yo te conocí… supe que todo sería así, supe que podría cumplir todos esos propósitos y sueños, conocerte, enamorarme, ser correspondido, el poder amarte y tenerte para mí aquí y ahora, es suficiente.

-Yuya… –Yo lloraba en silencio, el sacaba lágrimas silenciosas y tímidas.

-Por en esos días dejé de medicarme y visitar al inmunólogo.

Le abracé como nunca, era alguien fuerte, un ejemplo a seguir, era alguien digno de ser llamado ‘Vida’, respiraba entrecortadamente, tal vez lo atraje con mucha fuerza, pero recordé lo que tenía que hacer, ahora yo le admiraba más que nunca…

-Yuya…

-Dime Taka… -Tenía una sonrisa falsa, la notaba era tan falsa como que estábamos en Hawái viendo elefantes rosas.

-Y… ¿Si todo tiene que acabar ya?, ¿No te sentirías culpable de nada? ¿No quisieras vivir aunque sea una cosa más? ¿No crees que tal vez esto se acabe ya? Yo no quiero que eso pase, por ti yo… soy lo que soy.

-Si todo se tuviese que acabar hoy, ahora, o pronto, sólo me sentiría culpable de algo.

-¿De qué?

-De dejarte.

No pude más, me lancé a sus labios, fui bien recibido, como siempre hasta donde recordaba, se sentían salados y un poco secos, ¿Era por las lágrimas? ¿O era que el destino le succionaba la vida?, le abracé más fuerte, el tiempo se me acababa.

-Esto podría empeorar

-Lo sé, puedo contraer cualquier cosa y moriría sin remedio.

-¿Cáncer?

-Todo es posible, pero ya viví mi parte si así fuera, sólo me dolería dejarte.

Entró el doctor, el me miró frio, como diciéndome ¿Y a qué hora piensa dejarme hablar?, le quise ignorar, pero también se tenía que saber.

Fue directo, sin pelos en la lengua, Tegoshi bajó la cabeza y le pidió que se fuera, este obedeció, sólo yo me percate de su llanto, y lo único que pude hacer era consolarle con besos en la frente.

Los siguientes días eran sin sentido prácticamente, no se podía hacer mucho más que esperar lo inevitable, no quería pensar ene so, pero ni siquiera podían intentar salvarle… moriría por el fuerte y riguroso tratamiento, y yo no quería verlo sufrir de esa forma.

Los chicos ya n estaban a diario, sólo venían en horario de visitas y no todos, sólo Nakamaru y Ueda, o Yamashita y Akanishi o Nishikido y Shigeaki, ya no venían con esperanza, sólo yo… pero era en lo único en lo que podía creer, Tegoshi se mostraba muy alegre, positivo, veía cualquier cosa interesante, que los chicos nos contasen cualquier cosa le emocionaba, o que su madre llegara y le dijera alguna cosa de nada como ‘Voy a comer’ era motivo de interés para él. Recibir mensajes de su padre, también lo animaba, lo poco que platicaba con su prima lo hacía sonreír, y yo no podía hacer nada, aunque el me veía y me besaba yo no era capaz de sonreír con facilidad.

Fue terrible.

Fue duro.

Habían pasado ya dos largas semanas desde entonces, dos semanas duras y dolorosas, pero él mantenía su sonrisa, le admiraba, las veces en que perdía el conocimiento, en que sangraba sin motivo, en que le dolía algo, e que no quería comer aumentaban, muy a mi disgusto, pero yo seguí siendo inútil, pero él me quería ahí con él y yo… necesitaba estar con él.

Un día su madre y su prima habían ido a comer, ellas ya también lo parecían haber aceptado, los chicos no habían ido avisando de la temporada de entrenamientos y cosas de ese estilo, estábamos solos, el me miró.

-¿Qué sucede?

-Me preguntaste ese día…

-¿Qué?

-Que si no quería vivir algo más.

-Ah... si.

-Si la hay

-¿Qué es? –Me fui directo a él, manteniendo una distancia muy corta entre ambos.

-No es nada, es algo egoísta.

-Más egoísta soy yo.

-¿Por qué dices eso Taka-chan?

-No quiero aceptarlo Yuya

El se quedó en silencio, se sentó en la cama, y se hizo a un lado dejando un espacio considerable en la cama, me invitó a sentarme ahí.

-¿Hace cuanto que no duermes ni comes bien?

-No lo sé.

Por que él dijo me fui con él a sentarme, cabíamos bien en la cama no era tan incomoda como pensé, o tal vez era que yo no había descansado bien en bastante tiempo.

En cuento estuve acomodado con él, nos abrazamos y le di un beso, el me correspondió débil pero dulcemente, le besaba, quedamos de alguna manera acostados, cuidé que él estuviese sobre mi par ano lastimarlo, lo sentía tan frágil que no permitiría que nada ni nadie lo llegase a dañar, el era mi tesoro, mi único anhelo.

El beso sin querer se intensificó, era cómodo estar así y reconfortante, así me olvidaba de que… bueno muchas cosas que no quería recordar en ese momento, sólo existíamos él y yo. Nada más importa. Nada más vale que nosotros mismos. Somos dos almas y dos cuerpos, pero parecemos más unidos que nunca que bien podríamos ser uno solo. Estar juntos en ese nivel, yo sé que peligroso es para mi, y quizás para él también, es listo se da cuenta de lo que pretendo.

-Taka-chan…

-¿Eh?

-No debes…

-Pero…

-Me odiaría si eso pasa.

-No te odies, es algo que yo quiero.

Le besé para callarlo, comprendí al fin que eso era lo único que podía hacer, quizás era tonto pero era mi única opción, si soy un gran tonto, ¿Quién va y haría eso en su sano juicio? Yo, no pienso que me mataría, no quiero que se odie, sólo quiero demostrarle mi amor, quiero demostrarle que le amo, es todo, eso no puede ser malo.

-Taka… yo no quiero que tú…

-Calla… -Metí mi mano en el camisón de hospital que portaba, no me importaba ya –Si es algo que yo quiero esta bien ¿No?, quiero decírtelo, quiero demostrártelo.

-No… por favor para…

-¿No quieres?

-Si quiero… pero meterte en esto…

-Ya lo has dicho, deme decirte ‘Te amo’ a una manera distinta… ¿Me dejarás?

-Taka… me arrepentiré seguro… pero –Derramo una lágrima- yo también quiero decirte ‘Te amo’

No necesité más, me quité poco apoco mi ropa, las sabanas estaban tibias, le besaba con dulzura y cuidado, estaba cobre mí, no dejaría que nada lo lastimase, nunca, mientras yo pudiese lo cuidaría.

Nunca me había visto él así, ni yo me conocía, pero le amaba, y así se lo demostraría, tanto el como yo teníamos un sonrojo en la cara, muy marcado, incluso en sus pálidas mejillas ese sonrojo me pareció lo más precioso del mundo, le besaba con tranquilidad y dulzura, no había prisa de nada.

Poco a poco me acariciaba con más deseo, con más seguridad, agradecía haber andado tanto, su peso no significaba nada para mí, era como tener una pluma, un pequeño tesoro, mi tesoro, mi chico, a quien más quería en el mundo.

Le quité el camisón con cuidado, su cuerpo era hermoso, aún en ese terrible estado para mi era lo mejor del mundo, aún cuando me aprecia que el recuperaba vida, yo sabía que no era así, pero yo le haría sentir más vivo que nunca.

Las caricias que me daba se concentraron en mi miembro, el estaba ansioso, lo había logrado prender, me puse un poco feliz después de mucho tiempo.

Le besaba y mi erección se marcaba más, palpitaba, tenía calor ya, el también, sudaba.

El también ya necesitaba eso, yo lo anhelaba, sabíamos que iba a ocurrir. Le metí los dedos por esa entrada, no me permitiría lastimarlo mucho, el se estremeció pero luego gemía, decía mi nombre, yo debía el de el con gusto.

Nuestra posición cambió, esta vez yo seguía abajo pero ahora él estaba casi sentado sobre mi… faltaba poco para eso, ambos lo sabíamos…

-Taka… ¿Estas seguro?

-Te amo Yuya, lo que importa ahora es eso, no pienses más.

Con cuidado se dejo caer, yo lo sostenía, se sintió bien, el gimió y dijo mi nombre, yo marcaría el ritmo aunque lo tuviese que cargar.

Así fue, se puede considerar un dulce y placentera danza, así quería que siempre fuese, así lo quería, así tenía que ser, yo le amaba, con todo el corazón, amaba a quien me hizo vivir, amaba a quien me hizo comprender y hacer muchas cosas, amaba a quien me animó con lo desconocido, amaba a quien me levantó de la penumbra sin que yo se lo pidiese, amaba con locura a quien ahora sufría, amaba como pretendía que era amar a alguien especial, amaba Tegoshi con el alama, amaba mi Yuya, quien por un extraño milagro también me amaba.

No se cuantas veces me metí y salí, cuantas veces gimió mi nombre, ni cuantas veces le dije ‘Te amo’ al oído, tampoco si alguien nos había escuchado. Acariciaba su miembro también, quería satisfacerlo de todas las maneras posibles.

Pero si sé que ambos lo disfrutábamos.

El clímax se acerba, lo sabíamos, fue al mismo tiempo, el se corrió en mi mano, yo dentro de él, sabía lo que significaba pero no me importó.

-Lo siento… ahora seguro tú…

-No, Yo lo quería así.

-Taka…

-¿Qué sucede?

-Esto era lo que me faltaba vivir.

Nos acostamos, cansados, sus ojos se cerraron pero en su rostro había una sonrisa.

avatar
YuzuChii

Mensajes : 185
Fecha de inscripción : 05/09/2011
Edad : 22
Localización : MassuLandia, peleandome con Tego por abrazar a Massu

Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/xTMNAix

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por DANNYKAZU el Vie Dic 23, 2011 1:11 am

Chocobrina !!! Yoooo haciendo mi aparicion estelar!!!! Lamento no haber comentado antea... Pero mi ya habia leido hasta el pin... Solo ke leo de mi celu y es difiil responder... En fin.... Lo importante jajaja Ame el prologoooo... Nu se yo pude sentirme plenamente identificada.. Jajaja sin lugar a dudas me sengi como si describieras el.df.... Sentirte solo en medio de un mar de gente es un extraño sentimiento k suelo experimentar a menudo cuando visito a my papi.... Huhu... Oh y ademas el sismo.... Lo ameee... Aunke en verdad los odio.... Jajajajaja... Ameee el nishikato y los caballos... Mi como buena enfermera sospeche de el padecimiento d tego en cuanto no dejo k massu tocara sus fluidos hematicos.. Osease su sangre... Ame tu forma de escribir.. Muy amena y armonica.. Es genial imaginarse cada situacion...
Haaa y la forma en la que de apoco ellos se van compenetrando... Kyaaaa!!! yukko no podia faltar jajaja fue genial leer este cap... No pude evitar imaginar a yukkomass en cinepolis o en cinemexx jajajajajaja... Eso seria genial!!! Y en cuanto a la competencia de natacion haaaa laaa ame.. Recorde el especial del 24 hrs cuando massu hace natacion artistica con el niño ese... Demo yo llore con el especial.de koki... Pero el ke me ha robado el alma fue el de kei chan... Montr ese espectaculo con los niños.. Aprender a hablar con señas y .. Haaa sis sis si.. Naa que ver.... A lo que estaba..... Tego.... Acceso de tos?? Jajaja ahora el yukkomass en six flags !!!!! Haaaaaaaa mori... Oh... Era primero la feria... Pero es en orden en el que mis ideas trabajan.. Jajajaja en gin ...


Última edición por DANNYKAZU el Vie Dic 23, 2011 1:23 am, editado 1 vez
avatar
DANNYKAZU

Mensajes : 627
Fecha de inscripción : 29/06/2011
Edad : 31
Localización : en el caparazon de kazu

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por DANNYKAZU el Vie Dic 23, 2011 1:18 am

* fin... Lo ame... Heee parece ke escribo un testamento!!!!!! Demoooooo gomen my coment es muy largo... Te aburrira!!!!!

Kokiii sensei!!!!!!! Haaaa my señor... Mi sera tu enfermera!!!!! juas.. Lo sabia... Vih.... Demo... Pero massu y tego ya se han besado (* nota mediante la saliva viajan los virus de vih.... ) hum.... Preocupante....... Keee???? Massu ... Demo.. El amor tiene formas extrañas... Practicamente te estas entregando a la muerte!!! Demo.. Ok es un fic y todo puede pasar... Mantendre la calma.. El lemon fue maravillosamente lindi.. Oh x cierfo... Ese taguchi tiene fama de violador... En varios fics es violador... Mi no lo kiere!!!!! ... Bueno... En pleno uso de mis facultades mentales... Yo reconozco que amo tu fic y ke muero x leer la ongi!!!! Chocobrina te adoro!!!!!!!!! Conti conti conti!!!


Última edición por DANNYKAZU el Vie Dic 23, 2011 1:26 am, editado 1 vez
avatar
DANNYKAZU

Mensajes : 627
Fecha de inscripción : 29/06/2011
Edad : 31
Localización : en el caparazon de kazu

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por DANNYKAZU el Vie Dic 23, 2011 1:19 am

Pd: no te enojes si mi coment es muy largo..... Te kiero peke!!!
avatar
DANNYKAZU

Mensajes : 627
Fecha de inscripción : 29/06/2011
Edad : 31
Localización : en el caparazon de kazu

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por Nyaomi el Vie Dic 23, 2011 12:26 pm

siiiiiiiiiiiiiiiiiiii yuzu yuzu yuzuuuuuuuuu lo lei lo lei!!!!! jajajaj estoy feliz umm el SIDA no se contagia mediante la saliva tambien? pero bueno esta bien es un fic asi que omitire esa parte heeeeeeeee mi ya habia pensado que seria SIDA desde lo de los caballos jajajaja demo yuzu!!!! tal parece que tego se va a morir!!! me dijiste que no se iba a morir pos U.u demooooooooo lo ameeeeeeeeee y los especiales tambien!! massu waaaaaaaa ya es un aka suicida! solo aceptalo y ya!!! Y.Y no porque muera el uno tiene que morir el otro tampoco es algo tan malo la muerte (mi no lo ve asi) demo yuzuuuuuuuuu ne ne xDD me acorde de tegoshi el de los "ojos bonitos" waaaaaaaaa con ese fic si que llore neeeeeeeee no quiero que pase lo mismo aqui T.T!!!!!!!
avatar
Nyaomi

Mensajes : 543
Fecha de inscripción : 02/07/2011
Edad : 27
Localización : Recorriendo la Johnny's ^^

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por YuzuChii el Vie Dic 23, 2011 6:37 pm

A todas, muchas gracias.
No sé que decir, este lo considero mi primer gran trabajo.
Arigatou~!
Sin más lo que esperaban (?)

Capítulo final

Desconozco el tiempo que en que estuvimos dormidos y abrazados. Pero si sé que cuando desperté me apuré a vestirme, no era muy apropiado que me viese así quien sea, aunque ahora que lo analizo… tal vez si nos llegaron a ver, Tegoshi dormía plácidamente, estaba pálido pero la sonrisa que el vi antes de quedarme dormido seguía igual, le sonreí y me senté en la silla donde ya había pasado noches enteras, me quedé en silencio tan sólo observándolo.

Al día siguiente Tegoshi tenía mucha energía, sonreía y reía con ganas, Akanishi y Yamashita vinieron y se la pasaron muy bien, me gustaba mucho el sonido de la risa de Tegoshi.

Pocos días después vinieron a verlo Nakamaru y Ueda, mi novio se llevaba mejor con Ueda así que mi compañero de curso y yo los dejamos solos en ese cuarto mientras íbamos a caminar…

-Masuda…

-¿Qué pasa?

-Te notas muy feliz, pero mal.

-¿A qué te refieres?

-Sonríes, tu aura es de felicidad, pero tu cuerpo… ¿Hace cuanto que no comes ni duermes bien? ¿Cuánto tiempo tiene que no vas al campus? ¿Cuánto tiempo tiene que si quiera piensas en ti, y en tu propia salud?

-Es verdad, tiene mucho…

-Masuda, no esta bien lo que haces, cuídate tú también, con suerte y no tienes lo mismo que él, pero si podrías enfermar.

No le quise decir que seguramente tenía ya lo mismo que él, sólo sería preocuparlo, sólo traté de cambiar de tema, la escuela, las clases eran un buen ejemplo.

-Bueno, respecto a eso estamos dedicando casi todas las clases a lo del concurso, pero dime, ¿Ya tienes tu foto?

-¿Eh?

-No has pensado si quiera en eso ¿Verdad?

No le contesté, porque tenía razón, yo no pensé en que tenía un concurso pendiente, yo simplemente no lo pensé, me quedé en seco y recordé mi categoría escogida por quien yo amo ‘Lo que más quiero proteger’, en ese momento no tenía idea de que fotografiar, ahora si… pero ¿Sería lo correcto?.

-Tienes tiempo para pensarlo –me animó, pero yo ya andaba en otro rumbo.

Siguió su curso el tiempo, había días en que Yuya desbordaba vitalidad y días en que ni siquiera podía hablar, abrir los ojos y hasta respirar era una tarea que exigía mucho esfuerzo, no recuerdo ya cuantas veces lo vi convulsionando, delirando, llorando, sufriendo, pero siempre volvía la sonrisa, las relaciones con las enfermeras y varios doctores fueron siendo de amistad, salvo con su horrible inmunólogo, que no mostraba ni tantita solidaridad ni esperanza, era como siempre frío y grosero, sin embargo no importaba mucho, sólo obedecíamos lo que él nos decía para poder estar en paz.

Un día nublado la madre de Tegoshi nos avisó que tenía que irse a Hokkaido, a preparar no sé qué, yo pensé en qué podría ser pero no lo quise decir, Maki se quedaría en la ciudad pero para ver su ingreso a la universidad, había perdido un año y deseaba recuperarlo, tampoco quise saber porque ella perdió un año de estudios, sólo acepte como siempre las palabras que decían, me quedaría solo con Tegoshi un tiempo.

Empezó a llover.

-El cielo esta triste –Dijo.

-¿Qué quieres decir? ¿Tienes fiebre?

-No.

Me dirigí a él, le abracé y bese la frente, todo con delicadeza, cada vez él era más frágil, como si se fuese a romper si yo le tocase.

-Taka…

-Dime

-¿Qué pasaría si yo desapareciese del mundo?

-¿Eh?, no digas eso.

-Quiero saberlo.

-Bueno yo…

-No contigo, creo que tú te deprimirías mucho, pero creo que el mundo… seguiría igual, los chicos están haciendo su vida, mi familia creo que ya lo espera, pero en sí el mundo seguiría, lo que tiene que pasar, pasará con o sin mi presencia, ¿Es increíble no?, venimos al mundo, nos paseamos un tiempo por aquí y te mueres, nunca disfrutas al 100% de todo lo que quieres.

-Yuya…

-¿Llorarás?

-¿Eh?

-Creo que eso no se pregunta, pero ¿Llorarás cuando mi corazón deje de latir?

Su mirada era seria, su expresión me daba a entender que si quería oír una respuesta en ese instante, la respuesta era obvia, no tenía que preguntar para saber que eso, pero bueno supongo que es reconfortante que te lo digan, nunca había pensado en eso… pero quizás él si pues… no quiero pensarlo.

-Yuya, eso es obvio ¿No crees?

-Si, tienes razón, es obvio, perdona, se muy bien que no derramarás ni una lágrima.

-¿Eh?

-Yo voy a morir, no falta mucho, lo sé, y no quiero que derrame sin una sola lágrima, se que no lo harás ¿Verdad?

-¿Por qué? Estaré más triste que nadie, llorar es inevitable, no me pidas eso, no creo que pueda no llorar, ¿Por qué no quieres que llore?

-No es que no quiera, es que no llorarás.

Bien, ¿Volverse loco es parte del SIDA o la Leucemia?, mi novio parecía estar hablando muy en serio, pero era imposible, me lo decía con seguridad, como si supiese que así iba a ser, pero yo no le entendía para nada.

-No te entiendo.

-Cuando era niño escuché una canción que no entendía-¿Cambió el tema?

-¿Ah?

-A penas y recuerdo quien los decía, pero recuerdo que no los entendía, hoy que ya soy más grande lo pienso y lo entiendo.

-¿Eso que tiene que ver?

-Por eso Taka-chan, cuando muera no llores, sonríe, mira el cielo y sonríe, este el sol o las nubes, este la nieve o la lluvia, sea de noche o de día, mira el cielo y no llores, si es de noche mira las estrellas, cuéntalas, si es de día, mira el sol o las nubes, descubre y disfruta su hermosura, ríe, piensa que así yo también sonrío, odio esta enfermedad sólo porque te hace sufrir a ti también, por eso si muero, no te sientas sólo, si muero, no llores, si muero hoy, mañana, la próxima semana, mira el cielo en la noche, en esos momentos sonríe, que yo sonreiré también…

El ya estaba llorando.

-No puedo decirlo de otra manera, te agradezco todo Taka, te agradezco tu presencia, te agradezco tu amor, te agradezco todo lo que has hecho por mí, Taka, sé que no falta mucho…

-¡No hables así!

-‘Si mañana yo muriese, no llores, y mira el cielo, ¿Estas sonriendo? Estoy allá arriba, si estoy a tu lado, Si yo muriera, contempla las estrellas de la noche, ¿Estas sonriendo verdad?, Ese soy yo, vamos a sonreír juntos, y mira, después de todo no estés triste’

Lo cantó, recuerdo esa canción, la solía cantar mi madre.

-Yuya, eso…

-No moriré tranquilo si no sé que no llorarás, promételo, no derrame sin una lágrima, mira el cielo, al fin entiendo la canción, hazle caso, por favor… -El ya estaba llorando, pero se aferro a mi ropa con toda su fuerza para pedírmelo, yo no sabía que decirle, esa canción no sólo la conocía, mi padre escribió esa canción para mi madre, y ella la cantaba.

-Esa canción ¿Cómo la conoces?

-La escuché cuando niño, de una amable señora, no recuerdo quién es, tenía siete años cuando la escuché por primera vez. Pero…Taka ¿Lo prometes?

Yo conocía como la palma de mi mano esa canción, sabía su significado, lo comprendía, Tegoshi… mi Yuya, creo que te entiendo.

-Lo prometo…

-Gracias.

Le besé y cambiamos de tema hasta que el me dijo que estaba cansado y se durmió.

Seguían pasando días enteros, muchos habían perdido la paciencia, sólo mandaban mensajes, ya ni siquiera llamadas, pero en parte se los agradecía, así yo podía estar más tiempo con quien más quería.

Una vez el me preguntó que si me arrepentía de haberlo conocido, claro que no contesté, y el antes de contestar, perdió el conocimiento.

Había días de sol, había noches frías, y también momentos muy desagradables. Ese día todavía lo recuerdo, nunca desaparecerá de mi mente, ese día, esa tarde, con esa forma de decir las cosas, fue tan directo y tan amable al mismo tiempo, sigo creyendo que fue muy gentil de su parte…

-Gracias –dijo tras un muy buen rato de no hablar.

-¿Por?

-Por todo…

-¿Ah?

-Se acabó, gracias, es hora, no llores, yo…

-¡Espera!

Corrí a mi mochila, al fin lo entendí, saqué muchas cosa que ya había usado, cepillo de dientes, cepillo, ropa, muchas cosas, no sé que buscaba hasta que lo vi, ellos lo habían puesto ahí, era un sobre, lo abrí, era la hoja de inscripción al concurso. La leí toda, reconocí su letra ‘Lo que más quiero proteger’, eso era…

Le miré y sonreí, el me miró confundido, seguí buscando en esa mochila, sabía que la encontraría, mi cámara. En cuanto Tegoshi la vio su expresión también lo hizo, me sonrió y me preguntó que qué haría con esa cosa en ese momento, yo sólo la prendí, verifiqué si todo estaba bien, tenía mucho que ni siquiera la tocaba, pero al estar en la mochila no tenía polvo, comprobé la luz y le pedí que sonriera, no entendió y se lo pedí de nuevo, esta vez captó la idea, mi intención de tomarle la foto, se acomodó un poco el pelo y sonrió como nunca, aún en su estado, con esa ropa, se lucía muy bien.

-Listo

-¿Qué fu eso? –Me preguntó.

-‘Lo que más deseo proteger’

No entendió y fue mejor para mí, así estaba mejor, pero repitió gracias, se acostó…

-Te amo Taka, jamás lo olvides.

Y cerró sus ojos para jamás abrirlos.

*Dos años después*

-¿No te cansas? Has viajado estos dos últimos años, me alegra que regreses pero…

-¿Qué?

-Hoy hace dos años…

-Lo sé. Por eso regreso.

Colgué el teléfono, estaba en el aeropuerto de Japón, estaba por fin de regreso tras viajar por ese premio de aquel concurso, le había hablado a Nakamaru para decirle, también porque al fin podía hacerle frente, me fui de viaje huyendo, no quería llorar, no le quería romper la promesa, estando en Japón seguro yo… bueno no sé, tal vez y no.

Su foto me hizo ganar, por alguna razón parecía que en la foto estaban dos ángeles, él y uno que tenía forma femenina, maternal… me recordó a mi madre, era un efecto de la luz y del lugar donde estábamos entonces, pero para algunos era un milagro, a más de uno hizo llorar aquella foto, sonreí.

Tomé un taxi y fui a la dirección que me dio Ueda por correo hacía unos días.

Todos estaban ahí, Nishikido y Shigeaki, Akanishi y Yamashita, Ueda y Nakamaru, Tanaka y Kamenashi, la familia de Tegoshi también… todos me pidieron que les contase todo con detalle, yo no pude decir mucho:

-Al parecer soy más débil de lo que Yuya fue…

-¿De qué hablas? –Akanishi.

Le ignoré un poco y fui al altar que estaba para Tegoshi, me arrodillé, y le susurré ‘No he llorado, miré el cielo y jamás lloré, gracias’.

-Desde hace dos años tengo SIDA, y según mis últimos análisis y mi doctor me queda un mes de vida.

avatar
YuzuChii

Mensajes : 185
Fecha de inscripción : 05/09/2011
Edad : 22
Localización : MassuLandia, peleandome con Tego por abrazar a Massu

Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/xTMNAix

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por DANNYKAZU el Vie Dic 23, 2011 6:42 pm

primera!!! aparto mi lugar
Queeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeee????????????????????????????? 01
nooooooooooo bueno..siii sii.. era obvio que yuya no se salvaria.. pero demo.. ha la fotoooo... 109
kyaaaaaaaaaaaaaaaaaaa!!!!! la fotooooooooooooooo 109
haaaa quee dos años???
023
hay no... espero que no pase lo que yo. QUEEEEEE? PASO!!!!!!!!!!!!!!!! 123
Lo sabia... Massu ahora es VIH+
haaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa

Choocbrina!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! me encanto!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
Un fic muy real!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
avatar
DANNYKAZU

Mensajes : 627
Fecha de inscripción : 29/06/2011
Edad : 31
Localización : en el caparazon de kazu

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por Hime_Shinku el Vie Dic 23, 2011 9:19 pm

Yo confiada lo leí y ahora paresco de nuevo chinaa!!*lloré desde el 20.*
Yuzu me lo dijiste! me dijiste que no lo matarías!! . Yo tenía a esperanza de que Tanaka encontrara una cura en esos dos años*dejame soñar* pero me lo dijiste!! eres una mentirosa!!
QWué hatgo ahora `para ir a comer!?!? como hago para bajar si tengo los ojos rojos e hinchados!
Me encantó tu fic aunque me hiciste llorar mucho, yo no creí que terminaría así*aunqu ees muy realista* pero...es que el título...no lo sé creí qu se refería a que alo a parte de su vida, su todo cambiaría..pero...no se que decirte me destrozaste el coazón*aunque me deprimiste al punto de volver a mi AKmae * pero....bueno...yo leí tu fic, tu leerás mi shot*aunque no sea bueno* pero Yuzu eres una mentirosa donde quedó el:yo soy incapaz de matar a alguien!? donde!??!

Hime_Shinku

Mensajes : 313
Fecha de inscripción : 01/07/2011
Edad : 21
Localización : Dentro de Suzuki-san viendo yaoi en vivo y en directo en el departamento del gran:Akihiko Sensei!

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por Kashi el Vie Dic 23, 2011 10:00 pm

Ya vine a dejar mi siempre bien ponderado comentario *°*

Todos sabíamos que esto pasaría esperaba el momento y la verdad es que fue muy lindo Yuzu me encantó la parte de la canción, es que esa es mi canción favorita de 'Tegomass' de hecho es de las pocas que me gustan [contaditas] y por eso me dio mucho sentiemiento, las palabras de Tego wow.!!

Me esperaba que Massu contrajera la enfermedad, era lo más lógico, pero si lo hizo por amor y consiente que bien por él ¿no? Aunque que triste, pero por fin podrá reunirse con su familia y con su amor, eso es tierno, cruel .___. pero tierno.

Yuzu me encantó tu fic me mantuvo en suspenso, hice el ridículo en el trabajo muchas veces pero no imporata n___________n ya sabes que a mí no me gusta el Tegomass pero siempre me aguanto los vuestros y los de la Haru porque aunque la pareja me caiga en la punta del dedo chiquito sus historias siempre son buenas y en especial Yuzu te felicito puesto que tu redacción es impecable y eso es lo que más me atrae (: aunque sólo haya habido embarrada de NishiKato ;OOOOOOOOOOO;

Congrats primita.! *-----------*
avatar
Kashi

Mensajes : 185
Fecha de inscripción : 15/08/2011
Localización : Johnny's Land [acosando a Goseki con Koyama]

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por z@b-€r el Vie Dic 23, 2011 10:58 pm

yuzu cuando te dije k llore de verdad llore, tu dijiste k ningun fic tuyo habia hacho llorar y este????????????? mis ojos ya se pusieron todos rojito, massu no lloro k bonito, y aunk contrajo la enfermedad (obvio) fue por amor fue el sacrificio de "dio su vida por amor", por dar la felicidad a tego, para k el viviese todo lo k queria vivir massu es mi heroe, se supero y k importa si solo le kdaba un mes de vida habia conocido el amor en todas sus presentaciones con tego aunk yo como ellos hubiese preferido k estuvieran un pokito mas juntos y los otros bakas k dejaron todo por impacientes, y aunk ando toda perdida y revuelta con las traducciones de las canciones recuerdo esta, todo tantriste el lemon tan lindo, lleno de amor sin condiciones y tego en ese momento en k tuvo k decir adios tan fuerte, k buen tego k lleno de amor y revivio a massu le dio vida y muerte

estoy llorando mientras escribo k tonta me he de ver lo bueno es k ya estan durmiendo

yuzu me encanto, te admiro, te adimiro tu forma de plantear la historia de escribir (no me confundo quien habla jujujjuj), espero con ansias tu siguiente tegomass :D o lo k sea k sakes de otra pareja tambien mi shigemassu sin k termine en tegomas vale jujuju

graciad por tu trabajo yuzu
avatar
z@b-€r

Mensajes : 88
Fecha de inscripción : 01/11/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por Princesa Saranini de Ueda el Vie Dic 30, 2011 4:07 pm

YUZUCHIII! llore por tu culpa!! lei un comentario done decía que tego tenia sida por fb, peor no pensé que lo matabas a tegomassu!!!! ! (y eso que no me gustan, pero ... no se... llore y aun tengo ganas de llorar!)

*saranini aun quiere llorar u.u *



y también debo ser justa y darle las gracias a kashi por recomendarme el ficcus!


mi ueda el pin kato y ryo maruda
avatar
Princesa Saranini de Ueda

Mensajes : 2587
Fecha de inscripción : 07/01/2011
Edad : 29
Localización : en UEPOPUTOPIA : soy la princesa hada que sirve al principito Ueda

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por YuzuChii el Sáb Dic 31, 2011 12:30 pm

Chobotía-Danny:
Gracias en verdad por leer, yo sé que seguramente no acostumbras a leer TegoMass (?), gracias por decir que es un fic real, la verdad traté de que fuera aí, no quería que fuera tfantasioso. Gracias!

Hime:
Yo no maté a nadie, si somos tecnicas, A Tego lo mató el SIDA no yo, y Massu esta vivo hasta el final del fic :3. lamento en el alma hacerte llorar pero... ¿Eso no indica que tuve exito?, lo lamento aún así, gracias por leerme.

Primita Kashi *-*
A tí te agradezco de verdad, se que no los toleras esta apreja que tanto me gusta, pero por esa misma razón estoy muy agradecida que te hayas tomado el tiempo de leerlo, Me matarían si hubiera dicho esto antes, pero en realidad este fic nació de esa canción, y en un principio... sólo iba a ser un Two-shot, o algo así, sin embargo tome de pretexto la gira.. xD, La canción en si me aprece hermosa *Yuzu llora con esa canción* GRacias por decir eso de mi forma de escribir, trata´re de seguir así y mejorar, Espero ver tus comentarios en otros fics -w-.

Zab:
Lamento haberte hecho llorar, pero era verdad que hasta entonce sno tenía ningún fic que hiciera llorar, aún así te agradezco que hayas leído este fic practicamente desde que lo inicié, Massu... no creas a mi también me dolió enfermarlo, Y,Y pero bueno, trataré de no seguir enfermendo y matando a nadide *Auqnue tecnicamente en este fic el que enfermo a la pareja pastel fue junno y quien los mata es el SIDa ewé*

Saranini *-*
A TI DE VERDAD TE AGRADEZCO MUCHO, porque al igual que Kashi no lees TegoMass, pero aún así lamento haberte hecho llorar, creoq ue hice un buen trabajo entoences, espero seguir viendo tus coments, ¡Nakanaide!
avatar
YuzuChii

Mensajes : 185
Fecha de inscripción : 05/09/2011
Edad : 22
Localización : MassuLandia, peleandome con Tego por abrazar a Massu

Ver perfil de usuario https://www.facebook.com/xTMNAix

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por Princesa Saranini de Ueda el Lun Ene 02, 2012 6:37 pm

el comentario de yuzuchii para mi fue le unico con mayuculas!! *0* gracias!! en si la que me dijo del fic, a pesar del tegomassu que me hizo llorar fue kashi, asi que dale a ellas tambien las gracias de que yo lo lea! n.n
avatar
Princesa Saranini de Ueda

Mensajes : 2587
Fecha de inscripción : 07/01/2011
Edad : 29
Localización : en UEPOPUTOPIA : soy la princesa hada que sirve al principito Ueda

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿Siempre será así? [TegoMass][Cap 23/23] Capítulo final

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 3 de 4. Precedente  1, 2, 3, 4  Siguiente

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.